Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
SUCESOS

Un conductor propina una paliza brutal a una mujer y se da a la fuga

Múltiples lesiones

Una mujer de 41 años, Sofía Banegas, ingresó ayer en Urgencias del Hospital Doctor Peset de Valencia, tras recibir una brutal paliza de manos de un conductor que se dio a la fuga.Los hechos ocurrieron en el Camino Picanya, a la altura del número 1, alrededor de las 18.00. Una llamada recibida por la Policía Local alertaba de una agresión a una mujer que se encontraba en muy mal estado. La patrulla que se personó en el lugar y requirió los servicios del SAMU pudo averiguar que la agresión fue realizada por el conductor de un Alfa Romeo, posiblemente de alquiler. Según el relato de la agredida, ella viajaba en su vehículo cuando realizó una maniobra que provocó la ira del conductor del otro vehículo. El hombre se bajó del coche en actitud agresiva, profiriendo insultos. Instantes después empezó a golpear a la mujer y le causó lesiones de diversa consideración.

La dotación del SAMU desplazada al lugar atendió a la mujer de los múltiples golpes que había recibido y, posteriormente, la trasladó a urgencias del Hospital Doctor Peset de Valencia.Al cierre de esta edición, la agredida estaba aún en observación. Según fuentes del centro hospitalario, la mujer se encontraba consciente y presentaba un cuadro de alteración nerviosa así como importantes lesiones de las que estaba siendo atendida por especialistas de traumatología.

Según fuentes policiales, el agresor, un hombre joven de complexión fuerte, conducía un vehículo con matrícula de Valencia muy reciente y, al cierre de esta edición, no había sido localizado.

Las mismas fuentes aseguraron que el autor de los hechos había propinado una "brutal paliza" a la mujer. Y agregaron que según el relato de los hechos, de los que hay varios testigos, bajó del vehículo dispuesto a agredirla sin "ningún tipo miramiento, sin atender a ningún tipo de explicación".

La mujer agredida ha presentado denuncia de lo ocurrido, que pasará al juzgado de guardia en las próximas horas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 3 de octubre de 2000