Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rescate de Ballester

El IVAM reivindicó ayer la obra de unos de los grandes escultores valencianos de la vanguardia de los años 30, Antonio Ballester. La muestra reúne cerca de 120 obras que van mostrando la evolución de un artista marcado por la Guerra Civil, que vivió en el exilio mexicano. Juan Manuel Bonet, comisario de la muestra junto a Joan Ramon Escrivà, destacó del conocido como Tonico Ballester (Valencia, 1910) su eclecticismo y su gran calidad artesanal. Escrivà recordó la relación de éste con Josep Renau y la huella de la Guerra Civil en su obra, que incluye desde tallas de madera a moldeados de barro, bronces o hierros. Jordi Ballester, hijo del artista y miembro antiguo Equipo Realidad -que también ha expuesto en el IVAM- se emocionó al tomar la palabra y agradecer la exposición retrospectiva que viene a recuperar y facilitar el estudio de la obra de su padre.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 24 de mayo de 2000