Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Gavina Blava lleva a la precampaña su pulso con Alberto Fernández Díaz

La Gavina Blava hizo ayer un nuevo movimiento para forzar el pulso que mantiene con la dirección catalana del PP. En plena precampaña, coincidiendo con un acto del cabeza de lista del PP por Barcelona, Josep Piqué, y sólo dos días antes de que el presidente del partido y del Gobierno, José María Aznar, visite Barcelona, la Gavina Blava organizó un mitin en el que tomaron la palabra los principales críticos con la cúpula conservadora del partido en Cataluña, que encabeza Alberto Fernández Díaz.La dirección catalana no tomará, de momento, ninguna represalia contra los promotores del acto de ayer y congelará hasta después de las elecciones cualquier medida disciplinaria contra una plataforma que agrupa básicamente a ex concejales que quedaron descolgados de las listas en las últimas elecciones municipales. La plataforma se creó en septiembre de 1999, y desde entonces el presidente regional, Alberto Fernández Díaz, ha exigido a sus colaboradores que ninguneen completamente a la Gavina Blava para no contribuir a amplificar sus opiniones críticas con su gestión.

Amparados por esta provisional impunidad, la Gavina Blava ha ido elevando progresivamente el tono de sus críticas. En sus comunicados públicos, este colectivo se ha referido reiteradamente a los principales dirigentes del partido como "incompetentes", "sumisos" y "fracasados", sin que por ello nadie en el partido les haya llamado la atención. Tras el retroceso que el PP de Cataluña sufrió en las pasadas autonómicas, en que pasó de 17 a 12 diputados,la Gavina Blava responsabilizó del "desastre" a Fernández Díaz: "Ha dejado la estructura del partido en manos de unos impresentables, preocupados sólo de sus intereses particulares, y ha dado un mensaje confuso y vergonzante", escribieron los promotores de la Gavina Blava.

Tras sus breves coqueteos con el ex líder regional Aleix Vidal-Quadras, la Gavina Blava pide ahora que Manuel Milián Mestre tome las riendas de la organización. Además de Milián, que ayer participó por primera vez en un acto de esta plataforma crítica, acudió a la llamada de la Gavina otro dirigente histórico: el ex diputado autonómico Ignasi Oleart. Ambos subrayaron que no pertenecen a la Gavina Blava, pero comparten con esta plataforma el deseo de que Fernández Díaz sea relevado como líder del partido en el congreso que la formación debe celebrar tras las autonómicas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 16 de febrero de 2000