Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Saura pide el apoyo de quienes no se identifican con el centro izquierda

Joan Saura, el candidato de Iniciativa-Verds para las elecciones legislativas, hizo ayer un llamamiento "a las 300.000 personas que no se sienten identificadas con políticas de centro izquierda" para que le apoyen el 12 de marzo. En las elecciones municipales y autonómicas de 1999 quedó demostrado, argumentó Saura, que en Cataluña Iniciativa-Verds es la fuerza que representa el radicalismo de izquierdas y la que está en condiciones de articular el espacio político a la izquierda del PSC. "Este espacio existe", afirmó, "y lo reclaman quienes no se sienten identificados con la socialdemocracia".Saura hizo este llamamiento ante las más de 500 personas que participaron ayer por la mañana en la convención convocada por IC-V para aprobar el programa con el que concurrirá a las elecciones legislativas. En las intervenciones con que clausuraron la convención, Saura y el presidente de IC-V, Rafael Ribó, defendieron "la política de sumar" que llevó a Iniciativa-Verds a concurrir a las autonómicas aliados con el PSC y que ahora se materializará también en una coalición con los socialistas y ERC para el Senado. Pero Saura destacó que la candidatura de las legislativas "no pretende ocupar un espacio de centro izquierda", sino que aspira a reunir a los electores del espacio ecosocialista.

Doble alma

IC-V es una formación "con una doble alma", explicó Saura. Por una parte, es una fuerza que gobierna con honestidad y rigor, y aplica políticas de reforma. Por otra parte, tiene "el alma de la rebelión y el inconformismo", que le lleva a levantar la voz contra todas las injusticias.

Saura sintetizó en cinco puntos el programa de IC-V para las elecciones legislativas. 1. Recuperación del retraso que lleva en España el desarrollo del Estado de bienestar; 2. Modernización ecológica, de la que destacó la propuesta de cerrar las centrales nucleares; 3. Feminización de la sociedad para que los valores y sentimientos de las mujeres se universalicen; 4. Reconocimiento de la realidad plurinacional del Estado español e impulso de una Europa federal; y 5. Propuestas de revitalización democrática y la cultura de la paz.

La música de fondo que acompañará al programa de IC-V es la denuncia, dijo Saura, de la pretensión de las multinacionales de dirigir el proceso de globalización que vive el mundo. La denuncia, agregó, de una situación de injusticia planetaria en la que 225 personas tienen tanto dinero como 2.500 millones de pobres.

Además de Saura y de Ribó, en la clausura de la convención intervinieron el secretario general de CC OO de Cataluña, Joan Coscubiela; Ciriaco Hidalgo, de UGT, y Enric Bastardes, presidente del Sindicato de Periodistas de Cataluña. Este último agradeció la defensa que IC-V ha hecho en los recientes debates parlamentarios de las posiciones de los profesionales y los trabajadores de los medios de comunicación públicos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 23 de enero de 2000