Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
EL JUICIO POR EL 'CASO LASA-ZABALA'

Un policía dice que supo por Elgorriaga que él y Galindo interrogaron a los etarras

El policía Ángel López Carrillo, que fue uno de los hombres de confianza del ex gobernador civil de Guipúzcoa Julen Elgorriaga, declaró ayer en el juicio por el caso Lasa-Zabala que éste le contó que acompañó al entonces comandante Enrique Rodríguez Galindo a interrogar a los etarras Lasa y Zabala en el palacio de la Cumbre, de San Sebastián. El testigo añadió que la noche del 15 al 16 de octubre de 1983, cuando secuestraron a los etarras, Galindo informó a Elgorriaga en su presencia diciendo: "Han caído dos peces en Francia. Los traen para acá". Luego precisó que los "peces" eran "medianos". Ángel López Carrillo, de 46 años, declaró ayer durante seis horas. Aseguró que era un policía que tenía la confianza de sus mandos y que por ello su jefe, el comandante Paulino García, le había recomendado al gobernador Elgorriaga para que organizase un grupo de contrapropaganda antiterrorista. De esa forma, según dijo, tuvo un despacho en el Gobierno Civil y se ganó la confianza de Elgorriaga. Agregó que, sin embargo, ahora, tras colaborar en el caso, ha recibido todo tipo de amenazas.La noche del 15 al 16 de octubre, según el testigo, oyó por la radio que había habido un atentado en Aretxavaleta (Guipúzcoa) y que el gobernador iba hacia el hospital de Mondragón, que era el más próximo. Agregó que pidió a su compañero Julio Vázquez Aira que le acompañase y fueron en un coche oficial hasta Mondragón, donde se encontró con Elorriaga.

A la vuelta, según López Carrillo, el gobernador le pidió que viajase con él. Conducía Elorriaga, Galindo iba en el asiento del copiloto y él detrás. Desde el coche oficial de Galindo, que les seguía, les hicieron señas con las luces y pararon en la localidad de Placencia de las Armas (hoy Soraluce). Se había recibido un comunicado en el que se decía: "Que J1 llame urgentemente a Intxaurrondo".

Galindo bajó del coche y cuando regresó comentó a Elgorriaga: "Hay buenas noticias. Han caído dos peces en Francia. Los traen para acá". El gobernador preguntó entonces: "Son peces grandes o pequeños". A lo que Galindo replicó: "Son peces medianos, pero más vale eso que nada". Siempre según el testimonio de López Carrillo, luego hablaron de otras cosas y volvieron al Gobierno Civil. Mientras el policía regresaba con Vázquez Aira a su casa le comentó lo que dijo Galindo.

Chapuza

Poco después, el 18 de octubre, tras la detención de unos geos en Francia cuando pretendían secuestrar al etarra Larretxea, López Carrillo preguntó al gobernador por el tema. Según Carrillo, Elgorriaga comentó que había sido una chapuza, que les habían detenido y que los guardias civiles trabajaban mejor. Que éstos habían dado una lección a la policía pues la operación sólo había costado 25.000 pesetas que fue lo que costaron las copas que se habían tomado los guardias. Carrillo le preguntó entonces si los peces de Galindo eran Lasa y Zabala, pues tenían el Egin delante y publicaba su desaparición en Francia. El gobernador asintió. Carrillo volvió a preguntar si los etarras sabían algo, a lo que contestó que algo sabían. En ese momento Elgorriaga le comentó: "¿Sabes que pensaban que éramos del Mosad israelí cuando fuimos a verles?". Después le explicó que había ido con Galindo a interrogarles y que iban encapuchados.

Carrillo relató que días después preguntó de nuevo a Elgorriaga por los etarras y éste dijo muy serio: "Éstos ya no están y no me preguntes más". El policía aseguró que Elgorriaga no le dijo que habían estado en La Cumbre, sino que se lo imaginó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 22 de enero de 2000