Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Indignación por la exclusión de la A-4 de las vías sin peaje

,Sindicatos, partidos políticos (salvo el PP), la Junta, la Diputación de Cádiz y otras instituciones mostraron ayer su indignación por la decisión del Gobierno central de excluir el tramo Puerto Real-Jerez de la A-4 de las carreteras en las que el Ministerio de Fomento ha suprimido el peaje. Tres tramos de la A-7, que transcurre por Cataluña y Valencia, son gratuitos desde ayer. Los sindicatos proponen movilizaciones ciudadanas, los partidos creen que el Ejecutivo de Aznar comete un agravio con Andalucía y el PP pide paciencia y anuncia "buenas noticias" para los próximos días.

El Ministerio de Fomento ha vuelto a aunar las críticas de todos los partidos de la oposición y de los sindicatos. El detonante de la contestación social ha sido la entrada en vigor del decreto de liberalización selectiva que ha permitido eliminar el peaje, desde ayer, en tres tramos de la A-7: en San Cugat, Girona Norte-Girona Sur y Vilaseca-Salou-Torredembruna. Uno de los criterios empleados por el Gobierno es que se trate de trazados que atraviesan zonas urbanas, como ocurre con el primer tramo de la A-4, entre Puerto Real y Jerez. Esta carretera es la única de peaje de Andalucía que no dispone de una autovía alternativa gratuita.Mientras se amontonan las críticas, la alcaldesa de Cádiz y presidenta del PP andaluz, Teófila Martínez, pidió "sensatez" y anunció "buenas noticias para los próximos días". Según Martínez, Fomento estudia la supresión del peaje en el tramo gaditano desde septiembre y el trabajo está "muy avanzado". "Quizás sólo haya unos días de diferencia entre una situación y otra", dijo la alcaldesa de Cádiz. Martínez criticó "la desvergüenza" de los dirigentes socialistas que reclaman la gratuidad del tramo.

Los sindicatos se mostraron ayer inflexibles. "Esperamos que mañana o pasado se apruebe el decreto de la liberalización del peaje Cádiz-Sevilla. La provincia no entendería que, una vez más, se tome una medida de estas características para una zona tan desarrollada y tan rica, en contra de situaciones económicas como la de Cádiz", dijo José Manuel Silva, portavoz de CCOO. Silva propuso movilizaciones ciudadanas para que "el Gobierno no se vaya de rositas de esta nueva injusticia".

El presidente de la Confederación de Empresarios de la Provincia (CEC), Santiago Cobo, matizó que el ministro de Fomento, Rafael Arias Salgado, se comprometió a liberalizar los tramos antes de que finalice enero. "No tenemos dudas de que se hará. Esperamos que a lo largo del mes de enero sea una realidad. El último Consejo de Ministros es el día 28. Si para esa fecha no hemos recibido respuesta, posiblemente nuestro parlamento sea otro".

Para la Junta, la actuación del Gobierno demuestra "el engaño de Teófila Martínez a los ciudadanos de Cádiz", según Francisco Menacho, delegado del Gobierno andaluz. El presidente de la Diputación, el socialista Rafael Román, exigió que "con carácter inmediato" se libere el primer tramo de la A-4 y recordó que esa carretera discurre por una conurbación que agrupa a 600.000 habitantes de la Bahía de Cádiz. La Diputación mantiene, a la vez, un recurso ante el Tribunal Supremo contra el acuerdo de prórroga de la concesión acordada por el Gobierno, que prolonga el pago en la carretera hasta 2019, incluyendo también el tramo Jerez-Sevilla.

Todos los partidos de la oposición consideraron un "agravio" para Andalucía y para la provincia la decisión del PP. "Ésta es una acción más que refleja los incumplimientos sistemáticos de Teófila Martínez con la provincia", dijo Francisco Vázquez Cañas, secretario provincial del PSOE. Los representantes de IU y PA se unieron a las críticas contra el PP, el Gobierno y la alcaldesa de Cádiz.

MÁS INFORMACIÓN PÁGINA 55

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 11 de enero de 2000

Más información

  • Los sindicatos proponen movilizaciones