Beckenbauer critica los altos salarios de los futbolistas

El presidente del Bayern de Munich, Franz Beckenbauer, advirtió ayer de que la evolución de los sueldos de los jugadores de fútbol en Europa y el precio de los traspasos se ha convertido en una "espiral infernal", particularmente en países como Italia y España. Según el kaiser, ni siquiera la UEFA puede poner orden en esta situación y "la única esperanza es que un par de clubes se arruinen pronto para que se pueda volver a organizar el fútbol profesional". El presidente del club alemán cita, en una entrevista con el diario Bild am Sonntag, la hipótesis de que un equipo como el Real Madrid acabe en la bancarrota. "Si algún día los bancos retiran los créditos al Real Madrid" el club español podría acabar derrumbándose, dice el futbolista alemán a modo de ejemplo.

Preguntado sobre el proyecto de la UEFA de imponer un control a las tarifas de los jugadores, Beckenbauer opinó que "no es realista pensar que se pueden imponer límites desde arriba" en Europa, donde hay leyes que lo impiden, y añadió que la única esperanza es un escarmiento.

Los salarios de los jugadores son tales que, por ejemplo, en España "hay clubes que ya se están gastando el dinero que han recibido para los derechos de transmisión televisada de los próximos cinco años", explicó Beckenbauer.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS