Las cenas de fin de año agravan la falta de camareros en Girona

La endémica falta de camareros que sufren las comarcas de Girona en vacaciones aumentará durante la Navidad y llegará a una de sus puntas durante la cena de fin del año. Algunos restaurantes que organizan celebraciones, la mayoría con baile incluido, tienen enormes dificultades para encontrar camareros para servir a su clientela. La demanda de mano de obra ha generado un aumento de los precios y algunos establecimientos llegan a ofrecer hasta 50.000 pesetas a los camareros profesionales.Según el presidente de la Federación de Hostelería de Girona, Pere Reixach, nadie se ha dirigido a su entidad para comunicar este problema, que en su opinión sólo aparece en los restaurantes que no están acostumbrados a organizar este tipo de festejos. "Los restauradores que preparan fiestas de fin de año de manera habitual no tienen problemas para encontrar su personal, que acostumbra a ser el mismo de un año para otro", asegura Reixach. El problema surge, según el representante de los hosteleros, cuando los altos precios que piden algunos establecimientos para este fin de año hacen abrir los ojos a otros que habitualmente no preparan estos actos. "Este año todo el mundo se apunta a preparar cosas, pero ya veremos si a la hora de la verdad se cumplen las previsiones", advierte.

Los hosteleros de Girona se han quejado reiteradamente de la dificultad de encontrar camareros dispuestos a hipotecar sus fines de semana y sus fiestas. Mientras algunos empresarios defienden que se facilite la entrada de inmigrantes para cubrir estos puestos, sectores sindicales advierten que esta medida, si se lleva a cabo, debe ir acompañada de una mejora de las condiciones laborales del sector.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción