Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El CMH lleva al juzgado una supuesta maquinación del PP para no perder el poder en el ente metropolitano

La dirección ejecutiva del Consell Metropolità de l"Horta (CMH), que preside el socialista José Morales, ha decidido acudir a los juzgados para denunciar una presunta "maquinación" del Partido Popular para intentar mantener el poder en el ente metropolitano hasta su disolución.La actual dirección del CMH presentó el pasado martes un recurso contencioso administrativo contra la aprobación por parte del Consell del anteproyecto de ley de disolución del ente metropolitano y, previsiblemente, el próximo lunes presentará una denuncia contra el anterior presidente, el popular Jaime García, por un presunto delito de prevaricación.

En ambos pliegos de denuncia se relata que tanto la anterior dirección del Consell Metropolità de l"Horta, en manos del PP, como el Consell que preside el popular Eduardo Zaplana actuaron coordinadamente para impedir que se constituyesen los nuevos órganos de gobierno, ahora en manos de los partidos de izquierda.

En el contencioso administrativo presentado por el nuevo gobierno del CMH se señala explícitamente que "es patente y obvio que ha existido una clara maquinación para impedir que quienes han ganado en las últimas elecciones se hagan cargo del ente metropolitano".

Para la comisión ejecutiva del órgano metropolitano de Valencia los populares han demostrado claramente su "torcida intención" de impedir que la nueva mayoría elegida por los ciudadanos tomase posesión del CMH.

Así, tanto en el contencioso como en la denuncia se señala que el anterior presidente del CMH, el popular Jaime García, hizo caso omiso del informe de la secretaría general del ente en donde se advertía de la ilegalidad de no convocar la asamblea para nombrar al nuevo órgano de gobierno tres días después de la asamblea de disolución del anterior. En los escritos de denuncia se indica que Jaime García prolongó sus facultades como presidente del Consell Metropolità de l"Horta y retrasó la convocatoria de la asamblea en la que se debía elegir el nuevo órgano de gobierno hasta hacerla coincidir con la reunión del Consell en la que se aprobó el anteproyecto de liquidación del ente metropolitano.

Prolongar el poder

El relato de los hechos en los que se basan los escritos de denuncia indica también que, incluso ya convocada la asamblea para elegir los nuevos órganos de gobierno del CMH, los representantes del Partido Popular "se negaron a entrar para lograr que no se produjese el quorum necesario y prolongar el ejercicio de poder".

Los responsables del Consell Metropolità de l"Horta consideran que, independientemente del resultado de sus actuaciones ante la administración de justicia, el Consell debería reiniciar el proceso de liquidación del ente metropolitano y recabar la opinión de la nueva mayoría existente en el CMH.

Los populares, a través de su consejero de Justicia y Administración Pública, Serafín Castellano, ya han iniciado el proceso para disolver, mediante un proyecto de ley que debe ser aprobado por las Cortes Valencianas, el ente metropolitano. La disolución obligará a redistribuir las competencias y el patrimonio del Consell Metropolità de l"Horta, así como a recolocar a sus trabajadores.

Entre las competencias del Consell Metropolità de l"Horta más significativas está su capacidad para administrar el servicio del agua en alta, que gestiona actualmente Aguas de Valencia y cuya concesión debe ser renovada en el 2002.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 19 de noviembre de 1999