Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El nuevo mapa de poder en los 179 municipios

El PP obtuvo el pasado domingo 851 concejales en la Comunidad de Madrid, según datos de Interior, frente a los 821 logrados en 1995. A pesar del incremento (un 3,5%), sus dirigentes no están satisfechos. Y no les faltan razones. El PP ha perdido un municipio, Arganda, y ve peligrar otros dos, Alcalá y Boadilla. La pérdida de la mayoría absoluta en Arganda es "inexplicable", según los analistas populares, ya que hasta esta localidad llegó recientemente el primer metro que sale de la capital, la gran apuesta política de Alberto Ruiz-Gallardón. José Cabrera, responsable de política municipal del PP, reconoció: "No sabemos qué ha pasado". La sorpresa de Cabrera tiene su explicación: el PSOE ha pasado de 546 ediles en 1995 a 646, lo que supone un incremento del 15%, cuatro veces más que el PP. Jaime Lissavetzky, secretario general de la Federación Socialista Madrileña, señaló ayer que el aumento de votos del PSOE permite que a este partido "se le perciba como alternativa y antesala del triunfo en las próximas elecciones". Sólo IU ha perdido concejales: de 225 ha pasado a 151. Ninguno de sus dirigentes quiso ayer dar explicaciones.

En el oeste, feudo tradicional del PP, los resultados han sido peores de lo esperado para esta formación. Han perdido la capital de la sierra, Collado-Villalba, donde ha vencido el PSOE. A su vez, los gobiernos populares de Majadahonda, Pozuelo y Las Rozas, aunque han resistido el avance de los socialistas, no han logrado las mayorías aplastantes de anteriores legislaturas, y el gobierno de Boadilla está en el aire.

Por su parte, el este ha vuelto a echarse en manos de la izquierda. El PP no consigue la mayoría absoluta en Alcalá de Henares, IU arrasa en San Fernando, mientras que en Coslada el número de ediles de izquierda duplica a los del PP. Sólo en el sur, los populares han tenido algún éxito. Aunque no han logrado la mayoría absoluta en Móstoles, sí gobernarán Alcorcón, Ciempozuelos y Valdemoro. Son tres agujeros en el llamado cinturón rojo del sur, zona que domina la izquierda desde hace 20 años.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 15 de junio de 1999

Más información

  • El PP se debilita en el oeste, el este se echa en manos de la izquierda, y el "cinturón rojo" sufre tres fisuras