El Partido Popular se presenta como la única alternativa al GIL en Málaga

El PP achacó ayer al "fracaso" de la gestión socialista en la Costa del Sol Occidental el hecho de que el Grupo Independiente Liberal (GIL), el partido de Jesús Gil, lograra las alcaldías de Marbella y Estepona, y se vendió como "la única opción" para hacer frente a Gil en las municipales. Los populares ofrecerán en estos comicios el modelo de gestión de Fuengirola y Torremolinos, donde gobiernan en mayoría, contra "el lastre de futuro, la hipoteca económica y la presión urbanística" que representa el GIL, afirmó el presidente del PP malagueño, Manuel Atencia. El dirigente popular no ocultó que la costa del occidental y la capital malagueña son los dos grandes objetivos del partido en las elecciones. Atencia indicó que acudirán "con un bagaje mejor que en las elecciones de 1995, cuando los socialistas tenían un poder casi absoluto y controlaban las alcaldías importantes". "Tras esas elecciones", señaló, "los socialistas sólo mantuvieron la alcaldía de Mijas, lo que vino a demostrar que su modelo había fracasado". "Nosotros ahora podemos presentar ante los ciudadanos una buena gestión en Torremolinos y Fuengirola, algo que estamos convencidos de que van a apreciar los habitantes de localidades próximas", afirmó Atencia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 08 de febrero de 1999.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50