La ponencia sobre Garoña analiza hoy las propuestas de los grupos junteros

Los grupos junteros expondrán hoy sus propuestas para la central nuclear de Santa María de Garoña en la reunión que mantendrá la ponencia constituida en las Juntas Generales de Álava con ese objeto. La discusión está centrada en la petición de cierre sin condiciones de la central, situada en la provincia de Burgos, pero con varios municipios alaveses en su área de influencia inmediata y con Vitoria a sólo 30 kilómetros. Unidad Alavesa señaló ayer el peligro de un cierre que no vaya acompañado de la retirada con todas las garantías de los residuos contaminantes almacenados. El Ayuntamiento de Vitoria decidió el pasado viernes por tercera vez -antes lo hizo en 1987 y en 1989- instar al Gobierno central a que cierre de la planta. El PP se opuso a la petición, apelando al "rendimiento satisfactorio" y al funcionamiento "sin incidencias", de la central durante sus 28 años de vida, dijo su portavoz, Alfredo Marco Tabar. Mientras estos pronunciamientos y el trabajo de la ponencia de las Juntas siguen su curso, la central de Garoña paralizó ayer su actividad para realizar trabajos de mantenimiento y recarga en la instalación, que costarán a Nuclenor, la empresa propietaria de la planta, 1.600 millones de pesetas. La parada, prevista en el programa de recarga de combustibles, se efectúa cada dos años y durará 40 días. En esta ocasión, se inspeccionará una parte de la vasija del reactor, en la que se ocasionaron varias grietas hace cuatro años y que fueron reparadas hace dos. Además, se sustituirán un total de 128 elementos de uranio y varias barras de control. La central reanudará la marcha a principios de marzo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 17 de enero de 1999.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50