Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

PP y UV aprueban una ley de fundaciones en las Cortes que la oposición califica de "bodrio"

Los grupos parlamentarios del PP y Unión Valenciana aprobaron ayer en las Cortes Valencianas la Ley de Fundaciones pese a la oposición de socialistas, Esquerra Unida-Els Verds y Nova Esquerra, que calificaron el texto de "bodrio" y destinado a "encorsetar" el funcionamiento de estos entes. El objetivo de esta ley es establecer el régimen jurídico de las cerca de 450 fundaciones registradas en la Comunidad Valenciana, facilitar su actividad atendiendo a la realidad sociológica valenciana y procurar que cumplan, respetando siempre su autonomía, los fines de interés general para cuya satisfacción fueron creados. En la defensa de la ley, los populares argumentaron que el texto favorece el desarrollo de las fundaciones. La oposición justificó su negativa a la iniciativa legislativa porque es una simple copia de la legislación estatal y añade nuevas dificultades a la creación de fundaciones. El texto define las fundaciones como un instrumento privado, surgido en la esfera de la libertad, para cumplir con protección de la Administración fines a los que ésta por sí sola no puede atender y que encajan en el ámbito de la función social de la propiedad. La ley destaca que las fundaciones tendrán entre sus fines de interés social la promoción del valenciano y que tendrán que desembolsar el 25% del capital inicial con el que se constituyan. Las fundaciones podrán ser auditadas externamente cuando su patrimonio o ingresos netos superen los 400 millones de pesetas, tengan más de 20 trabajadores y recauden de sus beneficiarios más del 50% de los ingresos totales. En la misma sesión plenaria, las Cortes aprobaron por unanimidad una declaración en la que muestran su "satisfacción y respeto" por la decisión de la Cámara de los Lores británica sobre la inmunidad del dictador Augusto Pinochet y muestran su "firme respaldo y consideración" hacia la democracia chilena. Por otra parte, la Junta de Portavoces acordó fijar como plazo, prorrogable si lo solicita algún grupo, el 5 de diciembre para presentar enmiendas a la totalidad al proyecto de ley de tarifas portuarias. Los populares pretendían cerrar el plazo el día 1 pese a que los grupos parlamentarios todavía desconocen el texto legal.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 27 de noviembre de 1998