Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
PULSO EN EL PSOE

Cronología de una crisis

Los episodios más significativos de la crisis de liderazgo en el PSOE son los siguientes:29 de enero de 1998. El ex secretario general, Felipe González, asegura que no será el candidato a la presidencia del Gobierno en las próximas elecciones y apoya a Joaquín Almunia, su sustituto.

9 de marzo. Almunia anuncia que se pretende regular unas elecciones primarias en las que participen afiliados y simpatizantes.

21 de marzo. El Comité Federal abre el proceso de las primarias.

23 de marzo. Almunia presenta en Madrid su candidatura. Horas antes, en Barcelona, el diputado José Borrell anuncia también su intención de concurrir a las primarias.

16 de abril. Aumenta la tensión en la campaña. Almunia define a Borrell como un "jacobino irredento". Borrell afirma que ningún candidato es "más heredero de González que otro".

17 de abril. González y Javier Solana expresan su apoyo a Almunia, quien insinúa que dimitirá como secretario general si pierde. Borrell pide que no se tema su "cada vez más probable victoria".

24 de abril. Borrell gana las primarias con el 55,1% de los votos frente al 44,58% de Almunia.

25 de abril. La Comisión Ejecutiva Federal proclama la candidatura de Borrell. Almunia pone su cargo a disposición del partido, pero sus dirigentes se manifiestan mayoritariamente a favor de que continúe en él.

27 de abril. Borrell se proclama "líder de la oposición", pide el control del aparato electoral y la dirección del programa e imprime un giro a la izquierda pronunciándose en contra del nacionalismo catalán y la reforma del IRPF y a favor de un pacto con IU.

30 de abril. Almunia y Borrell alcanzan un principio de acuerdo que descarta la dimisión del primero y la convocatoria de un congreso extraordinario. El pacto otorga a Borrell el liderazgo parlamentario: será el portavoz y coordinará las tareas de oposición. La primacía política le corresponde a Almunia, como secretario general y presidente del grupo.

9 de mayo. Borrell es designado candidato a la presidencia del Gobierno en medio de fuertes aplausos de los 234 miembros del Comité Federal.

12 a 14 de mayo. Borrell se estrena como líder de la oposición en el debate del estado de la Nación con una intervención criticada por algunos sectores del partido.

15 de mayo. El principio de acuerdo entre el PSOE y Nueva Izquierda de presentar listas conjuntas para las elecciones municipales y autonómicas de Madrid divide a los socialistas.

14 de junio. El partido abre las primarias para elegir candidatos en seis comunidades y 44 ayuntamientos. El enfrentamiento entre los borrellistas y el aparato marca los nuevos comicios.

30 de agosto. Almunia recomienda a Borrell que abandone el hábito de "hablar de todo y en cualquier momento" y se dedique a explicar con claridad las claves de su proyecto.

14 de noviembre. Borrell reivindica su liderazgo en un mitin en Armilla (Granada), en el que dice que Almunia, presente, es y será su principal colaborador.

16 de noviembre. El Consejo Político Territorial del PSOE insta a Joaquín Almunia y a José Borrell a resolver sus diferencias antes del próximo día 21, cuando se reúne en Madrid el Comité Federal, máximo órgano entre congresos. Borrell reconoce implícitamente que sus últimos encuentros con Almunia no han servido para delimitar los papeles de cada cual en el partido.

18 de noviembre. El ex líder del PSOE Felipe González se reúne por separado con el secretario general, Joaquín Almunia, y el candidato presidencial, José Borrell, para expresarles su preocupación por la falta de entendimiento entre ambos.

19 de noviembre. Los tres presidentes autonómicos del PSOE y los secretarios regionales del partido se reúnen con Almunia para intentar poner fin a la pugna.

20 de noviembre. Los barones logran un acuerdo que zanja el reparto de papeles entre secretario general y candidato.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 21 de noviembre de 1998