Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LIGA DE CAMPEONES CUARTOS DE FINAL

"Una imagen impecable"

Heynckes resalta el juego de su equipo y considera encarrilada la eliminatoria

Jupp Heynckes se mostró muy satisfecho por la imagen que ofreció su equipo. El entrenador del Madrid valoró por un lado el resultado, que permite soñar con las semifinales de la Liga de Campeones y la imagen que sus hombres dieron en el terreno de juego. Para él además era una cita muy importante, porque la prensa alemana había cuestionado en las últimas horas la capacidad del equipo. "La prensa alemana había escrito antes del partido que éste era un grupo de estrellas y no un equipo. Pero si hemos demostrado algo hoy es que somos un grupo compacto".Heyrickes también resaltó el juego desplegado por su equipo, que a su juicio es comparable al mostrado en sus mejores momentos de la temporada. "Hemos estado al mismo nivel que en nuestros mejores partidos de la Liga de Campeones. En el primer tiempo ha sido un encuentro muy disputado, con un ritmo muy alto. En esos instantes el Bayer Leverkussen fue un equipo con mucha chispa en el campo".

El entrenador del Madrid se lamentó de las ocasiones falladas por sus jugadores, y en especial de Raúl. "Tuvo dos claras ocasiones que se estrellaron en el larguero en el primer tiempo". El jugador, al ser sustituido, hizo un gesto de reproche a su técnico.

Pero por encima de las individualidades Heynckes habló del grupo y de la que él calificó "imagen impecable". "Estamos muy contentos por el rendimiento ofrecido. Hemos encarrilado la eliminatoria para poder conseguir la semifinal. El Madrid ha impuesto su personalidad, su juego, y en algunas fases del encuentro hemos sido muy superiores al rival".

Heynckes resaltó a su rival. "El Bayer Leverkussen es uno de los ocho mejores equipos de Europa, no hay que olvidarle. Sus jugadores luchan a tope y no se rinden nunca. Por eso no quiero hablar de qué porcentaje tenemos de seguir adelante en esta competición. Quedan por delante 90 minutos y tenemos que estar con el mismo rendimiento de esta noche". A la hora de las valoraciones individuales, el entrenador del Madrid habló de los dos debutantes, Karembeu y Savio. "Karembeu en el primer tiempo tuvo algunos problemas para adaptarse. Creo que se debió a que el sábado pasado tuvo que jugar en el centro del campo, pero luego conforme fue transcurriendo el tiempo, se fue encontrando mejor, y en la segunda parte ha hecho un gran encuentro, independientemente de su gol". El técnico también tuvo palabras de elogio para el brasileño Savio. "Si el sábado pasado no jugó fue porque estaba pensando en él para este partido, era muy importante para nosotros y quería que estuviera a tope, porque Savio todavía no está físicamente en condiciones de jugar tres partidos en una semana". Heyrickes de momento ha salvado con éxito dos de los partidos de la semana más decisiva del Real Madrid. Primero Mallorca, luego Leverkussen, y ahora a pensar en el Barcelona. "Estos dos resultados, sobre todo el de esta noche, nos permite ganar confianza para el gran partido del sábado contra el Barcelona". El entrenador no quiso en cambio hablar de si estos buenos resultados de su equipo iban a afianzar su posición dentro de la plantilla. "Lo personal ahora no es fundamental, lo que cuenta es el equipo".

Permiso para soñar

El jugador Fernando Hierro, por otro lado, también tuvo palabras prudentes a la hora de hablar de la eliminatoria. "Este resultado es bueno pero no es decisivo. No debemos confiarnos todavía".El montenegrino Mijatovic se lamentó de las ocasiones desperdiciadas. "Hemos perdido muchas oportunidades de marcar. En algunos instantes he temido que nos encajaran algún gol más, sobre todo en los balones que lanzaban a media distancia. Pero lo más importante es que hemos encontrado la manera en la que debemos jugar fuera de nuestro campo".

Lorenzo Sanz, también fue ayer un presidente feliz: "Hemos hecho un buen partido, un partido que nos permite poder soñar en algo grande. Ha sido un gran trabajo de toda la plantilla, de los jugadores y del técnico. Pero si queremos soñar con grandes cosas no podemos confiarnos y debemos de salir a por todas en el partido de vuelta".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 5 de marzo de 1998