Un diputado laborista, acusado de sobornar al rival

El futuro de Mohamed Sarwar, el primer diputado británico musulmán tras ganar el escaño de Glasgow Govan en las elecciones del pasado 1 de mayo, aparecía ayer incierto. Sarwar, un hombre de negocios multimillonario que realizó una dura campaña electoral reclamando el voto de puerta en puerta, ha sido acusado por un dominical sensacionalista de haber sobornado a un candidato rival para ganar su escaño. El diputado laborista lo negó rotundamente, pero ayer se supo que en una reunión el domingo con el comisario parlamentario laborista, Nick Brown, admitió haber entregado dinero a Badar Islam, del Partido Independiente Laborista, aunque en calidad de préstamo y una vez conocido el resultado de las elecciones.Ayer, fuentes laboristas en Escocia calificaron su conducta de "ingenua", pero no corrupta. El interesado se negó a confirmar la información, en espera de que se resuelva la investigación.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 20 de mayo de 1997.

Lo más visto en...

Top 50