Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

"Reconocimiento para todos los españoles y en especial al Rey"

Adolfo Suárez, tras conocer el fallo del jurado, definió el premio como aquél que "más ilusión" podía hacerle y como "una forma muy importante y generosa de reconocer una parte" de su biografía política. En su opinión, "es el reconocimiento a una forma de hacer política en la que participaron todos los españoles y de forma muy especial del Rey, quien promovió desde el principio la concordia entre todos los españoles". "La concordia", dijo, "debe ser un objetivo permanente" y la definió como "la convicción de que en política, en la vida democrática, nadie está en posesión de la verdad".Se trata también de "un reconocimiento a una buena parte de mi biografía personal" dijo el expresidente del Gobierno, "porque he trabajado mucho por la consecución de la concordia entre todos los españoles y creo que ahí he empeñado, probablemente, los mejores años de mi vida".

En declaraciones a Radio Nacional Suárez dijo que los momentos difíciles durante su mandato "fueron muchos, unos de mayor trascendencia pública o política y otros muy pequeños, pero a lo largo del tiempo se ha comprobado que fueron decisivos".

Para Suárez "la posibilidad de que, desde discrepancias políticas profundas, fuéramos capaces, incluso, de ser amigos quienes teníamos responsabilidades políticas parece muy pequeña, pero en el trasnscurso de los días y los años se fue acreditando como una de las constantes más importantes".

Sobre la actitud de la sociedad española hacia su persona confesó que "se dio una situación en la que la agresividad, después de haber abandonado la vida política era muy frecuente en muchos sitios donde aparecía; ahora es todo lo contrario".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 14 de septiembre de 1996