Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El grupo británico Oasis suspende su gira en un clima de áspera ruptura

Las "diferencias internas" afectan a los conciertos de Madrid y Barcelona

Millones de fans en el mundo entero se preparaban ayer para afrontar la dura realidad de un mundo sin Oasis. El más famoso grupo pop del panorama musical británico, heredero de la fortuna -si no de la gloria- de The Beatles, se encuentra al borde de la ruptura. En un escueto comunicado difundido ayer, la compañía discográfica, de Oasis, Creation Records, reconoció que el grupo se ha visto obligado a interrumpir abruptamente su novena gira americana, "debido a diferencias internas" apenas cumplidos dos tercios de la misma.

"Es improbable que puedan cumplirse los compromisos de giras inmediatas", decía el comunicado. Esto incluye la esperada visita a España, con los conciertos en Madrid y Barcelona anunciados para el 6 Y 7 de octubre. La compañía confirmó que Noel Gallagher, líder del grupo y autor de la mayoría de sus famosísimas canciones, viajaba ya de regreso al Reino Unido. El comunicado de Creation Records vino a confirmar el rumor, salido de la redacción del diario sensacíonalista The Sun -que ayer preparaba una explosiva historia sobre el tema- de que el grupo se encuentra al borde de la ruptura.Los primeros indicios de dificultades, notablemente entre las dos grandes estrellas de Oasis, los hermanos Noel y Liam Gallagher, se dejaron ver cuando Liam, de 23 años, cantante del grupo, faltó al concierto secreto organizado en Londres el mes pasado por el canal de televisión musical MTV.

Su casa discográfica alegó razones de salud, en concreto problemas de garganta del famoso cantante. Sin embargo, los rumores apuntaban a graves disensiones entre los dos hermanos Gallagher, por otra parte acostumbrados a mantener violentas discusiones con cierta frecuencia.

Éxito perturbador

Pocos días después, Liam Gallagher dejó "tirado" al grupo cuando los cinco miembros de Oasis se disponían a abordar un avión rumbo a los Estados Unidos. Con su pecualiar estilo, Liam explicó a los periodistas sus razones: "No tengo por qué cantar para los jodidos yanquis", dijo. Más tarde aludió a problemas domiciliarios para justificar su espantada. El cantante, que espera un hijo de la actriz Patsy Kensit, con la que vive actualmente, se lamentó de que necesitaba tiempo para buscarse una nueva casa después de haber vendido por decenas de millones de pesetas su lujosa mansión de Saint John's Wood, en Londres.El éxito de Oasis ha sido tan fulminante como perturbador para sus dos máximas estrellas. Con sólo dos álbumes, el grupo surgido en Manchester en 1991 -Noel, de 29 años, se unió a Oasis al año siguiente- ha conquistado el mercado internacional. (What's the Story) Morning Glory, su segundo álbum, publicado en octubre de 1995, ha conseguido romper la barrera de los tres millones de copias vendidas en el Reino Unido, lo que representa superar al inolvidable Sargent Pepper de los Beatles.

Las ventas totales han superado los nueve millones de copias. En lo que respecta al primer álbum, Definitely Maybe, ha ocupado la lista de superventas durante 100 semanas. En cinco años y dos álbumes, los cinco de Manchester se han subido al número uno de todas las listas, por delante de sus rivales Blur y Pulp. El mes pasado, el grupo reunió a 250.000 personas en dos conciertos celebrados en Knebworth, suroeste de Inglaterra, para los que hubo una demanda de tres millones de entradas.

Comentaristas musicales y expertos en lanzamiento de estrellas se mostraban cautelosos ayer ante el alcance real de la ruptura que puede resultar nefasta al menos para los tres componentes menos glamourosos del grupo, Paul Arthurs, Paul McGuigan y Al White.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 13 de septiembre de 1996