Un ex comisario negocia el fútbol para Antena 3

Los prolijos contactos de Antena 3 Televisión con los clubes de fútbol para comprar sus derechos televisivos están siendo coordinados por Joaquín Domingo Martorell, un ex policía que se hizo popular por su participación directa en la liberación del padre de Julio Iglesias, secuestrado en 1981 por ETA Político-militar. Aquella operación cambió radicalmente la vida de este valenciano de 54 años. Cinco años después de resolver el secuestro del doctor Iglesias Puga, su hijo, Julio Iglesias, decidió contratarle como representante de sus negocios en Estados Unidos y Suramérica.Al lado del cantante afincado en Miami, el comisario Martorell estableció numerosos contactos con el mundo del espectáculo y así llegó a Antena 3 Televisión. Inicialmente, Antonio Asensio, presidente de esta cadena, le encargó de las contrataciones artísticas. Desde hace un tiempo, coincidiendo con la irrupción de Antena 3 Televisión en el mundo del fútbol, Asensio trasladó a Martorell a la compra de derechos deportivos. El pasado domingo puso su firma en el contrato de la cadena televisiva junto a la de los máximos dirigentes de uno de los equipos de Segunda División, con lo que existe acuerdo, el Extremadura.

Martorell ha intervenido, primero, en los intentos de Antena 3 por hacerse con un paquete accionarial de algunos clubes de fútbol de Primera y Segunda División. Tras las dificultades que tenía esta estrategia, la cadena de televisión optó por acudir directamente a la compra de derechos televisivos. En los contratos que ha ofrecido a la mayoría de los clubes, Antena 3 actúa representada por la empresa Gestora de Medios Audiovisuales. Como administrador de dicha empresa figura Félix Espelosín, pero es Joaquín Martorell quien la representa en las negociaciones, además de Antón Parera, ex gerente del Barcelona.

Martorell ingresó en el Cuerpo Superior de Policía en mayo de 1963 y estuvo trece años destinado en la Brigada Criminal. En 1976 se infiltró junto a otro compañero en Argel para examinar los campos de 1 entrenamiento de ETA. Dos anos después este valenciano fue nombrado jefe de la comisaría de Vitoria y más tarde jefe de la Brigada Central de Información, donde permaneció al mando de las unidades operativas antiterroristas. En 1981, siendo comisario-jefe de la Sección 2ª de la Brigada Central de Información, fue obligado a declarar por la Audiencia Provincial de Madrid, en el sumario por la muerte del etarra José Arregui. Martorell, en calidad de coordinador y supervisor, fue uno de los policías que interrogaron a Arregui tras su detención.

Martorell siempre estuvo estrechamente vinculado a Manuel Ballesteros, ex jefe del Mando único de la Lucha contra el Terrorismo y antiguo asesor del director de la Seguridad del Estado, Rafael Vera. Tras su paso por la Brigada Central de Información fue destinado segundo jefe de la Brigada del Banco de España, dedicada a la investigación de delitos monetarios.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS