Atrapados en la nube

El fuego deja sin ascensores a la Torre de Madrid

La Torre de Madrid (plaza de España) comenzó a echar humo ayer por la tarde. El fuego se inició en el cuarto de contadores de la octava planta -hay 34 pisos-, una zona reservada a oficinas. Sólo afectó al recinto de los cajetines de la luz, pero inutilizó el repetidor de su terraza que reenvía la señal de las cadenas privadas a la zona del Manzanares. El humo se propagó por los conductos de aire hasta la atalaya, situada a 134 metros de altura.Los bomberos evacuaron las cuatro plantas siguientes a la del fuego. "Todos bajaron sin agobios. El sistema antiincendios funcionó perfectamente", comentó un responsable del servicio de extinción. Sin embargo, las llamas dejaron sin luz a todo el edificio y sin televisiones privadas a miles de madrileños. Durante la tarde y gran parte de la noche, el bloque permanecía a oscuras y los ascenso res no funcionaban. Había que subir a pie.

Las cuatro familias residentes en las Dlantas superiores -la mayor parte de los pisos acogen oficinas quedaron aisladas. "Cualquiera sale de aquí. Tendríamos que subir y bajar 34 pisos", exclamaba el escritor Fernando Díaz Plaja, desde su piso en la planta 34a. Otro vecino resumió así la situación por teléfono: "Estamos como en una nube de la que no podemos descender".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción