Cartas al director
Opinión de un lector sobre una información publicada por el diario o un hecho noticioso. Dirigidas al director del diario y seleccionadas y editadas por el equipo de opinión

El Consejo de RTVE

Como RTVE pierde 126.000 rnillones al año, ha (decidido ahorrarse no el chocolate, ni siquiera la lechuga, del loro del nuevo Consejo de Administración: ha suprimido la sede y los sueldos de los consejeros, así como casi todos los gastos que hacían nuestros predecesores. Supongo que es más llamativo un titular que dice que "los consejeros de RTVE se fijan dietas de 225.000 pesetas por sesión" que destacar lo que la redactora de la nota, Mirta Drago, señala en la información publicada en EL PAÍS del pasado 3 de diciembre: que esta cantidad se limita a un determinado número de reuniones y no podrá exceder, en ningún caso, los cuatro millones anuales, "Io que supone más del 50% de disminución respecto a lo que cobraban los consejeros anteriores", que, por cierto, no tenían dedicación exclusiva.Pero es que, además, como le digo, la nueva fórmula que se quiere implantar para el Consejo conlleva otros muchos recortes -oficinas, secretarias, despachos, teléfonos, un centro donde ver vídeos, recibir información y mantener contactos con los trabajadores de la casa, etcétera-, con lo que, en realidad, se está a punto de conseguir lo, que probablemente buscaba al diseñarlo así (¡sin que se haya cambiado el Estatuto de RTVE!) el gobierno del señor García Candau: que el Consejo fuese inoperante y el actual director general pudiese campar por sus respetos mientras los consejeros, como le dije a Mirta Drago, "vayamos un ratito al Consejo, digamos que sí a todo y nos vayamos tan contentos con una dieta en el bolsillo".

Naturalmente, algunos de los nuevos consejeros, que nos consideramos independientes, y que creemos que el hecho de ser nombrados por el Parlamento de la nación tiene algún significado y obliga a tomarse las cosas en serio, no estamos dispuestos a pasar por el aro. Lo de menos son las dietas o la forma que se establezca de remuneración al Consejo, que ya veo que al señor Tusell, probablemente por su pésima información sobre este asunto, le han escandalizado. Lo importante es que ese órgano de control y vigilancia sirva para algo: entre otras cosas, para que el señor García Candau deje de tener como norma el perder 126.000 millones de pesetas de los españoles todos los años, y para conseguir que la televisión pública sea algo menos sectaria y más útil para el país.- Consejero de RTVE.

Cuando un tema da mucho que hablar, lee todo lo que haya que decir.
Suscríbete aquí

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS