Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un rociero, aplastado por un tractor

El Rocío se tiñó ayer de luto. José Francisco Bejarano Mateos, de 21 años, un peregrino de la hermandad matriz de Almonte (Huelva), murió al ser aplastado por un tractor mientras realizaba el camino hacia la aldea. El siniestro ocurrió hacia la una de la madrugada en un paraje conocido como curva de San Román. Las 93 hermandades que este año acuden a la romería más importante del mundo lucirán un crespón negro.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 20 de mayo de 1994