Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LOS LAMAS EN OCCIDENTE

Mas de 50 grupos en España

En España, el budismo ha llegado tarde, y sólo ahora empieza a despertar interés, no sólo en escritores y artistas, como ha ocurrido en muchas partes de Europa, sino en personas de muy distintos medios, como ha confirmado a EL PAÍS Antonio Mínguez, que va a ser el presidente de la naciente Federación Budista Española, que agrupará a los principales grupos de budismo tibetano y zen que operan en nuestro país."Hay gente que se acerca por curiosidad a nosotros", afirma Mínguez, "y lo va a hacer más ahora a raíz de la película de Bertolucci sobre Buda. Algunos vienen pensando que van a levitar en tres semanas y, lógicamente, se van, porque el budismo es algo mucho más serio. Por eso el deseo de la nueva asociación es mantener la identidad budista alejando a charlatanes y milagreros".

Es dificil hacer el mapa del budismo español, aunque en general se calcula que en todo el territorio, entre tibetanos y zen, existen unos 50 grupos, por los que transitan varios miles de personas que frecuentan cursos y retiros. Los centros más importantes, tanto del budismo tibetano como del zen, se hallan en Barcelona, Madrid, Valencia, Alicante, Granada, Palma de Mallorca, Pamplona, Sevilla, Bilbao, Cádiz, Lérida, Gerona, Reus, Tarrasa, Valladolid, Vitoria, Ibiza, San Sebastián, Huesca, Murcia, Santander, Menorca, Tenerife y Málaga.

El budismo tibetano tiene tres centros de retiro o santuarios: el de Osel Ling, de Las Alpujarras, en Granada, donde ha sido identificado la reencarnación de un nuevo buda en el niño Osel, en el que se ha encarnado el lama Thubten-Yeshe, fallecido en Los Ángeles en 1984. El de Karginpas, de Huesca, también creado por lamas del Tíbet, y el Tubten Ling, de Alicante.

Silencio y liturgia

Además del budismo tibetano, patrocinado por el Dala¡ Lama, también el Soto Zen tiene un considerable desarrollo, como confirmado el maestro Dokusho Villalba, quien el miércoles pronunciará una conferencia en el Centro de Investigaciones Científicas de Madrid sobre el tema.

En España hay centros de budismo zen en Madrid, Tenerife, Murcia, Alicante y Valencia, y otros no afiliados aún en Barcelona, Sevilla, San Sebastián, Málaga, Pamplona y Bilbao. "La diferencia entre el budismo tibetano y el zen radica, sobre todo, en la práctica de la meditación, que en el Zen es en silencio, sobria, sin artilugios, y en el tibetano es más litúrgica, coral y religiosa", afirma el maestro Dokusho.

El primer templo español de budismo zen con vocación monástica ha sido levantado en las afueras de Valencia. Se llama Luz Serena.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 24 de enero de 1994