El vicepresidente evita el Parlamento para no "solaparse" con los ministros

El vicepresidente del Gobierno, Narcís Serra, explicó ayer que el motivo de sus escasas comparecencias en el Parlamento es no quitar competencias a los ministros en el desempeño de sus funciones. "Yo no acudiré al Parlamento en detrimento de un ministro en concreto o en detrimento del papel del responsable de su propio campo", dijo el número dos del Ejecutivo en respuesta a las críticas de la oposición por eludir las comparecencias parlamentarias que se le solicitan.El vicepresidente del Gobierno manifestó, no obstante, que espera que el nuevo Reglamento del Congreso de los Diputados, que el Ejecutivo negocia con los grupos parlamentarios, establezca trámites específicos para las comparecencias del presidente y el vicepresidente. "Mientras tanto, mi papel no será solapar a los ministros, sino reforzarlos", insistió.

Narcís Serra opina también que el presidente del Gobierno tiene un "extremo cuidado" en ese aspecto y comparece en el debate sobre el estado de la nación o en los resúmenes posteriores a las cumbres europeas.

El vicepresidente del Gobierno fue interpelado hace unos días por el Partido Popular en el Senado para que explicara su papel en el Gobierno. Fue el ministro de la Presidencia, Alfredo Pérez Rubalcaba, quien respondió en lugar de Serra.

Serra insistió ayer en que su papel se atiene a lo que señala la legislación respecto a la figura del vicepresidente; esto es, ayudar al presidente del Gobierno en las tareas de coordinación, trabajo y preparación de los asuntos gubernamentales. Recordó, en este sentido, su papel al frente de la Comisión de Subsecretarios y de la Comisión Delegada de Asuntos Económicos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 06 de diciembre de 1993.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50