Una espectacular flota inicia hoy la gran regata Colón 92

Alrededor de 200 embarcaciones partirán esta mañana desde el puerto de Cádiz para participar en la gran regata Colón 92. El Rey, que llegó ayer a la ciudad gaditana, asistirá a la salida de la mayor regata nunca vista. La gran atracción de esta regata son los 24 grandes barcos de vela, la mayoría buques escuela, que desde hoy inician su travesía por el Atlántico hasta llegar a Puerto Rico.

Toda la ciudad se ha movilizado para presenciar la regata. Desde el jueves, miles de ciudadanos -según fuentes oficiales, durante estos días han visitado los barcos un millón de personas guardan colas para subir a algunos de estos grandes barcos, construidos la mayoría a principios de siglo y que, en algunos casos, si no encuentran un patrocinador, corren el riesgo de acabar en un museo. De momento, ya son museos flotantes, que han convertido el muelle de Cádiz en una postal del siglo XIX.La gran regata Colón 92 comenzó de hecho el día 19 de marzo en Génova (Italia) y el 25 de marzo en Lisboa (Portugal). A la ciudad italiana llegaron los barcos participantes procedentes del Mediterráneo; a la ciudad portuguesa, los procedentes del norte de Europa. La bahía gaditana ha sido el punto de reunión de todos estos barcos antes de lanzarse hacia América. Mañana todos estos buques saldrán rumbo a Las Palmas y Tenerife. Desde allí se dirigirán hasta San Juan de Puerto Rico y desde esta ciudad a Nueva York y Boston (Estados Unidos), para continuar la regata hasta Liverpool (Reino Unido), donde finalizará la prueba en el mes de agosto. En total, los navíos recorrerán más de 30.000 kilómetros.

Estos grandes veleros tienen algunos más de 100 metros de eslora y mástiles de más de 50 metros de altura. El barco más antiguo de todos los participantes es el alemán Alexander Von Humboldi, construido en 1906. Sin embargo, el mayor de todos es el ex soviético Sedov, con una superficie vélica de 3.500 metros cuadrados. Como representante español figura el Juan Sebastián Elcano, que es el segundo por antigüedad de los construidos, en 1927.

Los monocascos

Estos grandes veleros son la atracción de la regata. Su concentración en Cádiz hace que esta regata sea un espectáculo inédito que posiblemente nunca se repita. Pero el grueso de la regata lo componen 150 modernos y veloces monocascos, que saldrán horas antes que los buques de vela. Estos modernos maxis están construidos y diseñados para la Whitbread, la vuelta al mundo con escalas que se celebra cada cuatro años. Estos monocascos disputarán la auténtica carrera contra el reloj, ya que a diferencia de los veleros, toda la regata se realiza sin tramos neutralizados. Los grandes buques irán neutralizados de San Juan de Puerto Rico a Nueva York.La salida comenzará a las ocho de la mañana y desde esa hora hasta las cuatro de la tarde, que se dará el comienzo oficial, irán preparándose el casi centenar de barcos para colocarse en la salida, situada en alta mar. Los barcos representan en total a 40 países de los cinco continentes. La llegada a Tenerife o a Las Palmas está prevista para el 10 de mayo y dos días después saldrán ya de camino hacia la Gomera, y de allí, a Puerto Rico.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS