Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
VUELTA 91

Van Poppel se adjudicó el tercer triunfo al 'sprint'

El holandés Jean Paul van Poppel aprovechó la última oportunidad para los velocistas en la primera semana de carrera imponiéndose en un sprint exhaustivamente preparado pero que culminó de forma explosiva en la corta recta final, de apenas 350 metros, de la plaza del Ayuntamiento de Valencia. En una etapa calcada a la del viernes, exceptuando los daños que causaron entonces el viento y los abanicos, volvieron a fracasar todos los intentos por evitar una llegada masiva, mientras que los principales favoritos no tuvieron dificultades para mantenerse en cabeza en los momentos decisivos.

El hombre que desafió por más largo tiempo al pelotón fue ayer el soviético Víctor Klimov, del equipo Seur, que se mantuvo escapado durante 140 kilómetros. KIimov, líder de la Vuelta del año pasado durante cinco días, se limitó a intentar lo imposible pese a la permisividad inicial favorecida por los 14 minutos de retraso que acumula en la clasificación general.El Mavisa, uno de los numerosos equipos españoles que persiguen tina victoria de etapa en la Vuelta como razón de su existencia y garantía de continuidad para el próximo año, fue el que tomó la, iniciativa en la neutralización de la escapada de Klimov, completada de forma implacable por los grupos que cuentan con velocistas.

Todos los favoritos, temerosos a ser sorprendidos por los abanicos que podía provocar el viento, evitaron el más mínimo riesgo afrontaron los últimos 40 kilómetros en las primeras posiciones del pelotón. Disipada cualquier posibilidad de que alguno de ellos pudiera perder tiempo, el último tramo se dedicó a la preparación del sprint final en el que compitieron los prestigiosos y numerosos velocistas presentes en la carrera, y que todavía no tienen en absoluto claro cual de ellos puede ejercer cierto dominio sobre el resto.

Ningún dominador

Ello se reflejó en que todos los equipos, PDM, Panasonic, Tulip, Carrirera, Buckler, Seur y varios más trabajaran con ahínco para sus corredores más rápidos. Ningún velocista ha podido repetir victoria. Ayer, el más rápido en última instancia fue Van Poppel, como el día anterior lo fuera el alemán Raab o en la segunda jornada el holandés Zanoli.

Los ciclistas añadirán al desgaste propio de la carrera el que supone el viaje que realizaron ayer en, avión, una vez concluída la etapa, desde Valencia hasta Palma de Mallorca. Los vehículos y el material de todos los equipos, incluídas las bicicletas, fueron transportados en tres barcos que tienen prevista su llegada a la isla a primera hora de esta mañana.

La segunda de las etapas que se disputarán en Mallorca, una contrarreloj individual, ofrecerá una nueva configuración de la jerarquía de la carrera y, por lo tanto, modificará probablemente las tácticas que hasta ahora se están siguiendo,

Manuel Sáiz, director deportivo del ONCE, el, equipo que ha dominado la primera semana de la carrera, mantiene que los principales, rivales de los dos jefes de fila de los que dispone, Anselmo Fuerte y Marino Lejarreta, serán Miguel Induráin y Raúl Alcalá. Ayer matizó que, cara a las etapas de montaña, "se está hablando mucho de Cubino pero yo temo tanto o más a Fabio Parra porque demuestra un buen momento de forma".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 5 de mayo de 1991

Más información

  • El soviético Klimov protagonizó una escapada de 140 kilómetros