GUERRA EN ORIENTE PRÓXIMO

El Papa pide una paz "justa y duradera"

Agencias
Ciudad del Vaticano - 27 feb 1991 - 23:00 UTC

Juan Pablo II efectuó ayer un nuevo llamamiento por una paz "justa y duradera" en Oriente Próximo. Durante la audiencia pública de los miércoles, el Papa volvió a referirse a la guerra. "Mi pensamiento está en particular con los que más sufren a consecuencia del conflicto: los heridos, los prisioneros, los prófugos y la población civil en su totalidad", proclamó.De acuerdo con la posición que mantiene el Vaticano, la paz "justa y duradera" no sólo implica el cese de hostilidades, sino también una solución para el problema palestino. Esta postura ha causado una notable irritación en algunas cancillerías de países de la coalición antiiraquí.

Otro motivo de irritación lo ha constituido el ataque lanzado el lunes desde L'0bservatore Romano. El diario vaticano criticó en un editorial que las fuerzas de la coalición iniciaran la ofensiva terrestre en lugar de negociar sobre la base del plan de paz soviético.

Según un portavoz citado por la agencia Reuter, "no hay en el Vaticano un sentimiento antiamericano, pero sí tenemos la sensación de que se ha perdido una oportunidad de llegar a una solución negociada. Esa habría sido la forma civilizada de actuar".

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 27 de febrero de 1991.

Debido a las excepcionales circunstancias, EL PAÍS está ofreciendo gratuitamente todos sus contenidos digitales. La información relativa al coronavirus seguirá en abierto mientras persista la gravedad de la crisis.

Decenas de periodistas trabajan sin descanso para llevarte la cobertura más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo puedes hacerlo aquí por 1 euro el primer mes (a partir de junio 10 euros). Suscríbete a los hechos.

Suscríbete
Lo más visto en...Top 50