Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La mitad de la nueva financiación de las empresas en 1990 se hizo vía pagarés

La mitad de la nueva financiación de las entidades españolas se hizo por la vía de los pagarés de empresa, instrumento por el que se optó de forma masiva ante las restricciones crediticias impuestas por las autoridades económicas y monetarias. Como consecuencia de ello, el saldo de pagarés de empresa alcanzó un desarrollo histórico y se situó al final del pasado año en los 2,4 billones de pesetas, con un incremento de 1,7 billones, es decir 263% sobre los existentes al final del año anterior.Los créditos otorgados por los bancos crecieron idéntico porcentaje en el apartado de familias y de empresas, lo que es interpretado en medios bancarios como un síntoma de que los medidas de enfriamiento económico han producido un fuerte impacto en e suministro e recursos a las empresas, que al ralentizar su inversión han frenado su actividad con el consiguiente deterioro de la producción y el empleo.

El Banco de España ha retocado los tipos de interés a la baja en un intento de animar la actividad económica que se ha desacelerado de formar fuerte tal y como ponen de manifiesto distintos indicadores económicos. Aunque el Banco de España ha comunicado que durante el mes de enero el crédito al sector privado ha crecido el 27%, es una cifra que puede considerarse irreal porque recoge en sus cifras el remanso de créditos que se concedieron en el pasado mes de diciembre.

Según una encuesta realizada por el Servicio de Estudios del Banco Bilbao Vizcaya durante el pasado mes de enero la actividad económica ha entrado nuevamente en un periodo de desaceleración, afectando a la demanda de crédito que ha entrado en una fase crítica. El descenso de la misma es el más elevado desde el pasado mes de junio con un 51,5% de opiniones negativas. El descenso es generalizado en todos los sectores sobre todo en las grandes empresas con un 21 % de opiniones negativas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 18 de febrero de 1991