4.000 envíos comerciales a Fuente El Fresno se 'entumecen' en Correos desde 1988

San Sebastián de los Reyes - 02 Nov 1990 - 00:00 CET

Unos 4.000 envíos comerciales con destino a la urbanización Fuente El Fresno, de San Sebastián de los Reyes, se entumecen en las sacas de la oficina de Correos de este municipio sin repartir desde mayo de 1988 por falta de personal. Tanto los vecinos de Fuente El Fresno como su responsable de administración llevan denunciado el deficiente reparto desde el año 1986, sin que hasta el momento se haya dado solución ni contestación alguna al problema.

Una carpeta con más de 100 reclamaciones y denuncias a los organismos competentes (Ministerio de Transportes y Comunicaciones, Dirección Provincial de Correos y Oficina Municipal de Información al Consumidor), a las que se suman reuniones con la oficina técnica del municipio, sólo ofrecen un balance de "buenas palabras sin solución", según José Pablo Sanz, administrador de la urbanización.Según la directora del servicio periférico de Correos, Pilar del Castillo, los vecinos de Fuente El Fresno "tienen el gafe y el mal reparto es un mal endémico en esta urbanización".

Para repartir entre las 1.200 y 1.500 cartas y 24 certificados de media diaria a 2.500 vecinos que residen en viviendas unifamiliares, Correos sólo dispone de dos personas. Las dos son mujeres. Una con contrato laboral fijo que se encarga del reparto de dos tercios del total y sólo tiene cinco horas de servicio desde hace cuatro, y otra con contrato temporal de seis meses que hace el número 37 de personas que han pasado por el puesto en estas condiciones, según informó Sanz.

Mari Ángeles es la persona que desde hace cuatro años se encarga del reparto del correo. Todos los vecinos la conocen y aseguran que es imposible que una sola persona en cinco horas pueda repartir casi mil cartas -que tardan en recibirse entre diez y 14 días-, las ordene y clasifique, se traslade desde Madrid a la urbanización y recoja el correo que se origina cada día para trasladarlo a la oficina y que llegue a su destino.

En la calzada

El mismo resultado ofrece un informe de la última inspección realizada esta semana por un funcionario de Correos que hizo el recorrido diario con Mar¡ Ángeles y considera que se debería ampliar su jornada a siete horas para solucionar el caos del servicio. La última inspección, que se suma a las 42 anteriores, se precipitó tras la "escena" del pasado lunes. Mari Ángeles sentada en la calzada de una calle de Fuente El Fresno tuvo que clasificar el correo que al día siguiente tenía que repartir, lo que provocó más denuncias de los vecinos.El director de la oficina técnica de San Sebastián de los Reyes trasladó las quejas de los usuarios a sus superiores, Pilar del Castillo, jefa de los servicios periféricos, y a José Antonio Cañadas, jefe provincial de Correos, que se reunieron el miércoles con el presidente de la comunidad de propietarios, con el administrador y con la cartera que presta el servicio, que tiene varios expedientes abiertos por sus quejas a tenor de la situación que soporta, según apuntó Sanz, que considera ilógico "cargar a una persona con los errores que comete una institución".

Las primeras soluciones aportadas tras la reunión han sido enviar personal temporal de refuerzo para descongestionar los 4.000 envíos comerciales paralizados. Otras mejoras son colocar casetas de correos que agrupen varios buzones en cada zona de la urbanización y aumentar la jornada laboral a Mari Ángeles en media hora.

Cañadas declaró que el problema del reparto en la urbanización tiene su origen en la cartera que allí opera. "Ella quiere conseguir su ascenso a funcionaria y esto la desmotiva en su trabajo, lo que provoca gran parte del atasco en el reparto". La otra parte del problema, según Cañadas, se centraría en la oficina técnica de San Sebastián de los Reyes, donde próximamente se enviará un profesional para cubrir la jefatura que está vacante.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0002, 02 de noviembre de 1990.