128 miembros del Congreso obtienen ingresos al margen del Parlamento

Ciento veintiocho de los 350 diputados del Congreso tienen otros ingresos al margen del que reciben por su actividad parlamentaria, en virtud de su ejercicio de profesiones liberales o sus vinculaciones con el mundo de los negocios, bien por ser propietarios, por participar en consejos de administración o por asesorías. Esta situación se desprende de la declaración de los diputados entregada individualmente en el libro del Registro de Intereses del Congreso. En dicho registro, cerrado con fecha de 20 de febrero y a la espera de incluir a los diputados de Murcia, Pontevedra y Melilla, 199 diputados declaran sólo el sueldo del Congreso, mientras que los restantes 128 reconocen otros ingresos.

De los 165 diputados socialistas que figuran en el registro, 31 declaran otra actividad remunerada. En el caso del PP son 63 sobre un total de 99. En los grupos del CDS y de CiU casi se produce un pleno, con 10 de 13 en el caso de los centristas y 14 de 18 en el de los nacionalistas catalanes. Izquierda Unida tiene a 7 diputados con otra actividad de los 17 que obtuvieron acta de parlamentario.El presidente del Gobierno, Felipe González; el vicepresidente, Alfonso Guerra, y los ministros que a la vez son diputados se limitan a poner en la casilla de actividades su cargo en el Ejecutivo. Las situaciones laborales de quienes declaran en ese registro tener más de una fuente de ingresos son hoy legales, pero no lo serán si los socialistas mantienen su amenaza de "un diputado, un sueldo", todo ello a resultas del escándalo Juan Guerra.

Los diputados están en pleno derecho, de acuerdo con la actual ley de Incompatibilidades, de obtener beneficios por sus empresas, por practicar la medicina o por tener boyantes despachos de abogados o asesorar a bancos y empresas.

Los partidos de la oposición consideran que las incompatibilidades propuestas por el PSOE pueden conducir a situaciones absurdas y, sobre todo, creen que "empobrecerían" la vida parlamentaria, privándola de "la pluralidad social". No obstante, están dispuestos a soportar lo que consideran "un pulso" del PSOE, aunque aguardan expectantes las propuestas concretas que presenten los socialistas antes del día 14 de marzo, cuando se cierra el plazo de enmiendas al paquete legislativo sobre incompatibilidades.

Páginas 15 y 16

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción