Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

IU considera que el Constitucional asume funciones que no le corresponden

Izquierda Unida fue ayer el único grupo político que criticó las sentencias dictadas por el Tribunal Constitucional respecto a la confirmación de la validez de las últimas elecciones legislativas en Pontevedra y Murcia, afirmando que el alto tribunal "asume funciones que no le corresponden".El PSOE se limitó a expresar su acatamiento a la decisión, el CDS se expresó en términos parecidos y el Partido Popular aprovechó para insistir en su propuesta de investigar en el Parlamento las irregularidades detectadas en los comicios.

El secretario cuarto de la Mesa del Congreso de los Diputados y parlamentario de Izquierda Unida José Luis Nuñez opinó que "una vez más, el Tribunal Constitucional ha asumido misiones que no le corresponden, como es el control de lo que ha hecho el Tribunal Superior de Justicia de Galicia". A su juicio, el alto tribunal ha impuesto una modificación de la ley, ha invadido las competencias de otros órganos jurisdiccionales e "intenta legislar, lo que corresponde en exclusiva al Congreso y al Senado. El PSOE tuvo la reacción más escueta de todos los partidos políticos al limitarse a señalar que acata la sentencia. No obstante, algunos altos cargos del partido manifestaron en conversaciones privadas su satisfacción por la decisión referida a Pontevedra.

El vicepresidente segundo del Congreso de los Diputados y parlamentario del Partido Popular Federico Trillo declaró, por su parte, que el fallo del Tribunal Constitucional deja en el aire la posibilidad de que el PSOE logre conservar la mayoría absoluta. "Las sentencias vienen a confirmar", en opinión de Trillo, 1as irregularidades denunciadas en el proceso electoral del 29 de octubre, que es preciso investigar".

Reformar la ley electoral

"La sentencia del Constitucional evidencia", en opinión del representante del PP, la necesidad de reformar la ley electoral en aquellos puntos donde no se ha resuelto, por ejemplo, la existencia de votos sobrantes en una urria". El dirigente popular aprovechó para advertir que, "por fin, ahora el PSOE tendrá que comprender que Melilla merecía una solución al problema del estatuto de autonomía". El diputado centrista Carlos Revilla afirmó que el Centro Democrático y Social acata las decisiones del Tribunal Constitucional aunque cree que hubiera sido mejor que se repitieran en Pontevedra las elecciones en las mesas donde se detectaron irregularidades. Revilla recordó que fue el CDS quien presentó el recurso ante, el. Constitucional.

En relación con la repetición de los comicios en Melilla, el representante del CDS hizo un comentario, muy significativo, tras el giro estratégico adoptado por el CDS en su reciente congreso: "Es una decisión prudente porque trata de solucionar un problema global que había que aclarar". Problema que se refiere a la determinación de si el PSOE logra o no la mayoría absoluta en el Congreso de los Diputados.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 20 de febrero de 1990