El Consejo de Industrias Agrícolas controla, el 70% del capital de la empresa azucarera

"El Consejo de Compañía de Industrias Agrícolas (CIA) controla el 70% del capital de la firma, lo que equivale a más de las dos terceras partes de las acciones en circulación", según Alfonso. Carner Suñol, vicepresidente y consejero delegado de la empresa. El consejo de la sociedad azucarera, que efectuará su junta general de accionistas el próximo día 15, fue reestructurado recientemente con el nombramiento en la presidencia del notario Enrique Gabarró Samsó.

Este nombramiento y el reforzamiento del papel de Carner Suñol en la vicepresidencia única de la compañía son expresión directa del consenso entre los principales accionistas de Agrícolas: el Banco Santander (28%), Central (9%), Banesto (9%), y las familias tradicionales de la sociedad, Carrier Suñol y Noguer (10%).Las tres principales sociedades azucareras, Agrícolas, Ebro y Azucarera, han constituido una comisión que aborda la reestructuración del sector. En conjunto, las firmas azucareras poseen en la actualidad 24 factorías que "deberán reducir a 16 con la aplicación de los planes inicialmente trazados por la mencionada comisión", afirmó ayer Alfonso Carner Suñol. Los diseños elaborados por el equipo de expertos que integran el grupo de trabajo señalan que el ajuste necesario del sector deberá potenciar paralelamente la actividad de los agricultores productores de remolacha que abastecen de materia prima a las plantas manufactureras.

Límite productivo

El límite productivo para las factorías azucareras españolas está en 70.000 toneladas, mientras que los volúmenes producidos en la actualidad se sitúan en torno a los 40.000 toneladas y los promedios de la CE rondan las 62.000 toneladas. El consumo de azúcar en España es de 27 kilogramos por persona/año, mientras que en la CE este mismo ratio es de 42 kilogramos.Los bancos que participan en Agrícolas poseen asimismo paquetes en las otras dos grandes azucareras y ahora siguen de cerca la reordenación del sector cuya segunda fase podría poner en marcha, una concentración más acentuada a través de fusiones.

Enrique Gabarró señaló ayer que es impensable abordar una eventual fusión entre empresas azucareras sin contar con la aprobación. de los ministerios de Economía, Agricultura, "puesto que el proceso, que no ha sido contemplado, afloraría además un volumen muy elevado de plusvalías". El desarrollo de los acontecimientos en Agrícolas -desencadenados a partir de la muerte del anterior presidente José Noguer Suñol- vienen siendo seguidos muy de cerca por los principales responsables del grupo Torras en España, controlado por el Kuwait Investiment Office (KIO), y que posee una participación mayoritaria en Ebro.

La designación de Gabarró y sobre todo de Fernando Fernández Tapias -hombre de confianza de Alfonso Escámez- como consejero, ponen de manifiesto la alianza entre los bancos Central y Santander en el capital de Agrícolas. Fernández Tapias puede actuar además de puente entre Central y Banesto puesto que mantiene estrechas relaciones con Mario Conde. Gabarró y la famila Carner Suñol unidos por lazos de amistad a Emilio Botín padre -también miembro del consejo de CIA- han conseguido de momento que los bancos cierren filas en torno a las familias tradicionales de Agrícolas. Por otra parte, el Banco Santander está también representado en el consejo de CIA por Joaquín Chapaprieta y Rodrigo Echenique.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 04 de diciembre de 1989.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50