El SUP inicia un congreso extraordinario para superar la crisis provocada por una escisión

El Sindicato Unificado de Policía (SUP), organización mayoritaria en la policía, inició ayer en Madrid un congreso extraordinario con la intención de superar la crisis provocada por la escisión de una minoría de sus efectivos. El candidato a la reelección en la Secretaría General, Juan García Gámez, declaró ayer a la Prensa que su organización es partidaria de que los parlamentarios electos de Herri Batasuna acudan a las Cortes.

En el IV congreso extraordinario del SUP se han reunido representantes de 46 provincias, que cuentan con el respaldo global de 19.000 afiliados. El lema del congreso, Con independencia, pretende ser la respuesta a los escindidos, quienes han acusado a la actual directiva del sindicato de plegarse a la política que realice Ministerio del Interior.

Parte de la actual directiva del sindicato se presenta a la reelección, encabezados por García Gámez. Las posibilidades de que se presente otra candidatura se mantenían ayer. Entre las ponencias presentadas destaca una, que pide la liberalización del tráfico de drogas como método para acabar con el narcotráfico.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 30 de noviembre de 1989.

Lo más visto en...

Top 50