Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Wall Street se enfrenta a su mayor crisis desde el 'crash'

La Bolsa de Nueva York registró ayer la mayor caída desde el crash de octubre de 1987. El índice Dow Jones perdió 190,58 puntos, con un fortísimo volumen de negocio, y cerró en el 2.569,26. En una sola sesión movida por el pánico tras la retirada de la OPA sobre la matriz de United Airlines (UAL), Wall Street perdió las dos quintas partes de la revalorización acumulada en lo que va de año.La crisis bursátil de Wall Street dejó en un segundo plano la marcha de dos datos de coyuntura que, en todo caso, habrían bastado para provocar un recorte moderado en el mercado neoyorquino.

La publicación, a primera hora, del índice de precios al por mayor -el dato que se utiliza para medir la inflación- correspondiente a septiembre causó sorpresa entre los operadores al aumentar un 0,9% en lugar del 0,7% previsto. Asimismo, la inflación subyacente, es decir, excluyendo alimentación y energía, fue del 0,7% en lugar del 0,4% esperado. El segundo dato de coyuntura, las ventas al por mayor de septiembre, aumentaron un 0,5% en lugar del 0% anticipado por los analistas.

Las cifras produjeron, además de la inicial caída de la bolsa, alzas en la cotización del dólar, que frente al marco llegó a situarse a 1,9140. Esa primera apreciación del dólar no pudo sostenerse con la caída en picado de Wall Street. Frente al yen, el dólar perdió 2,25 puntos. La Bolsa de Tokio es la única que abre hoy sus puertas y será la primera que acuse las reacciones a la crisis de Wall Street.

La Reserva Federal no quiso intervenir ayer en el mercado de bonos basura que se vio arrastrado por la caída de Wall Street. Su presidente, sin embargo, declaró que no es previsible que el recorte bursátil afecte de forma dramática a la situación económica de EE UU.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 14 de octubre de 1989