Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia admite una querella contra Banesto y la Banca Garriga Nogués

La Audiencia Provincial de Madrid ha admitido a trámite una querella criminal por estafa y falsedad en documento mercantil interpuesta por el empresario aragonés José Nonay VIllalba contra Banesto y su filial Garriga Nogués.

En la querella se denuncian una serie de irregularidades, básicamente la falsificación de firmas y documentos, que según el querellante han permitido la desparición de un paquete de 615.911 acciones. Nonay fue uno de los principales accionistas de Banesto a principios de los años ochenta, llegando a controlar según sus propios cálculos un paquete superior a los dos millones de acciones, lo que representaba el 1,5% del capital del banco.

La querella, presentada en septiembre de 1988 por el abogado José Antonio Sanz Grasa, no fue admitida inicialmente por el Juzgado de Instrucción número 13, pero posteriormente ha sido admitida por la Sección Quinta de la Audiencia Provincial, compuesta por los magistrados José Manuel Arias Rodríguez, Arturo Beltrán Núñez y Adrián Varillas Gómez.

Citación de directivos

El demandante solicita la prácticaca de 24 diligentesentre las que se cite de las dos entidades como Mario Conde, Javier de la Rosa, Pablo Garnica, José María Sáinz de Vicuña, Julián Tiemblo y al agente de Cambio y Bolsa, Felipe Gómez-Acebo. También se solicitan certificaciones del libro oficial de acciones de Banesto.En su auto, los magistrados disponen que "se practique todas las diligencias necesarias para la averiguación de los hechos denunciados". En los razonamientos jurídicos afirma que "han de ser acogidas las pretensiones impugnativas deducidas contra el auto de inadmisión de la querella, pues basta la lectura del escrito recto del procedimiento y documentación aportada para poder deducir que se están denunciando a través de referido escrito hechos que podrían revestir prima facie caracteres de ilícitos penales que se adjetivan en la fundamentación de la querella".

Por otra parte, el Juzgado de Instrucción número 17 de Madrid decidió desestimar y archivar otra querella interpuesta por Nonay contra directivos de Banesto en los que denunciaba los mismos hechos y delitos pero en la que no aportaba la pruebas conseguidas con posterioridad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 6 de octubre de 1989