Tribuna:
Tribuna
Artículos estrictamente de opinión que responden al estilo propio del autor. Estos textos de opinión han de basarse en datos verificados y ser respetuosos con las personas aunque se critiquen sus actos. Todas las tribunas de opinión de personas ajenas a la Redacción de EL PAÍS llevarán, tras la última línea, un pie de autor —por conocido que éste sea— donde se indique el cargo, título, militancia política (en su caso) u ocupación principal, o la que esté o estuvo relacionada con el tema abordado

Microondas

La colocación privada del 32% del capital de Moulinex -320.000 acciones- tiene versiones encontradas. Fuentes de Beta Capital, sociedad que dirige y asegura la emisión conjuntamente con Midland Bank y Banif, señalan una excelente aceptación de los títulos. El mercado, sin embargo, no parece tan dispuesto a un precio como el presentado (820%). En el supuesto de que la colocación se cubra enteramente, con el nominal de la acción en la mano, Moulinex ingresa un buen tajo para dotar francorreservas. Son muchos microondas. Cuando el fundador de la multinacional, Jean Mantelet, 87 años y sin herederos, decidió sacar su filial española a bolsa corrían los tiempos del globo alcista. Con el descalabro se lo pensó dos veces. Finalmente, tomó la heroica decisión, no sin antes prometer, cuando proceda, la venta de la compañía a sus empleados. La operación, aplaudida por su incondicionales, le valió todas las medallas al veterano chairman. Con la salida a bolsa de Moulinex España, participada en un 93% por la casa matriz, se rompe el esquema patriarcal de la firma. Semejante amputación se cobra un precio, dotado a reservas, en el supuesto siempre de que la colocación privada se cubra.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS