La voz de las ilegales

Muchas de las emisoras ilegales que emiten de forma a veces poco periódica en España aspiran a obtener una licencia " que vendría a consolidar de hecho su situación actual"; otras, las más radicales ni siquiera desean ser legalizadas y reclaman el derecho a la libre ocupación de las ondas. No existen cifras exactas sobre el número actual de emisoras ilegales pero, si se incluyen la municipales, las piratas y las libres, es muy probable que sobrepasen el millar, según fuentes del sector. Todas ellas emiten en frecuencia modulada y tienen una marcada implantación local.En la coordenada de la ilegalidad se encuentran situa dos varios colectivos que emiten en frecuencia modulada. Uno de los últimos en constituirse ha sido la Federación de Asociaciones de Radios Independientes (ARI), que ha celebrado recientemente una asamblea en Madrid. Jerónimo Cruz, de Radio Alcalá y uno de los representantes de esta federación, afirma que son auténticas emisoras piratas, "porque no tenemos concesión administrativa para emitir, aunque todos somos sociedades anónimas y poseemos licencia fiscal y pagamos el IVA". Estas emisoras viven de la publicidad, es decir, son empresas con finalidad lucrativa.

Cobertura local

La Federación de Asociaciones de Radios Independientes pide que se les asignen con carácter de urgencia frecuencias y potencias para emitir legalmente, "amparándonos en los derechos constitucionales", y argumentan que tienen una cobertura de pueblos y zonas donde no llegan las grandes cadenas. Jerónimo Cruz afirma que son, en estos momentos, unas 1.500 emisoras, aunque fuentes de la Administración y del sector de estaciones legales consideran exagerada esta cifra.

En el sector de las emisoras ¡legales, aunque con finalidades y comportamientos no lucratívos, se encuentran también las denominadas radios libres, de FM, que surgen de barrios, asociaciones de vecinos, entidades culturales o sectores marginales de poblaciones con grandes concentraciones urbanas. En el ámbito nacional existe una Coordinadora Asamblearia de Radios Libres, que agrupa a cerca de 50 estaciones de este tipo.

Algunas de las emisoras libres son miembros de la Federación Europea de Radios Libres (FERL), creada hace un año en Francia e integrada por 150 emisoras no comerciales de distintos paises europeos. Pretenden representar el tercer sector de la comunicación abierto entre las radios públicas y las grandes cadenas comerciales, según explica Esteban Ibarra, uno de los coordinadores de esta asociación. Tanto unas como otras reclaman el derecho a emitir libremente. Algunas de estas emisoras han sido clausuradas y han vuelto a emitir.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 04 de marzo de 1988.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50