El plazo para pagar voluntariamente la contribución urbana finalizó ayer

El plazo para pagar la contribución urbana en período voluntario finalizó ayer, aunque hasta dentro de 15 días no se sabrá exactamente el número de contribuyentes que han pagado. A juicio de los responsables municipales, la tramitación de las casi 1.275.000 notificaciones no ha tenido especiales problemas, aunque otras fuentes consultadas informaron que en algunos barrios el aviso de pago no se ha recibido o ha llegado tarde, lo que ha provocado, en la última semana, largas colas en algunas juntas. El año pasado se recaudó en período voluntario el 73% de los 20.000 millones previstos.

Los contribuyentes que no hayan pagado la contribución urbana en el período que empezó el 16 de septiembre y terminó ayer deberán hacerlo ahora por vía de apremio pagando un recargo del 20%. La proporción de contribuyentes que pueden hallarse en esta situación se estima que rondará el 20%, según informó Alfredo Tejero, concejal de Hacienda.La cifra definitiva se conocerá dentro de un par de semanas, pues hasta entonces no se habrán unificado los datos enviados por las juntas de distrito y por los bancos. Precisamente, algunas juntas municipales se han visto bloqueadas por las colas que muchos contribuyentes han hecho a última hora, interesados en saber qué pasaba con su recibo.

Los responsables de la hacienda municipal afirman que, exceptuando el distrito de Chamartín, en el que se han descubierto envíos de notificaciones en las que no figuraba la letra de los pisos, la situación ha sido similar a la de los últimos años. Sin embargo, en algunas juntas, como la de Tetuán, informaron que durante la semana pasada se registraron colas importantes pues muchos vecinos que tienen domiciliado su recibo en un banco acudieron a preguntar por qué no recibían la notificación municipal a pesar de estar prácticamente vencido el plazo.

En estos casos las juntas recomendaron paciencia a los contribuyentes o les entregaron un duplicado de la notificación para que pudieran pagar el importe de la contribución urbana en sus bancos. Ello obligó, además, a los afectados a pedir a sus bancos que no pagaran de nuevo el recibo en caso de que éste les fuera pasado al cobro.

El número de contribuyentes que este año debían pagar era de 1.273.249, casi 75.000 más que el año pasado. El importe de lo recaudado será, sin embargo, mucho menor debido a la sentencia del Tribunal Constitucional por la que se ordenó fijar el tipo impositivo en el 20% y devolver las cantidades cobradas de más durante los años 1984, 1985 y 1986.

Para el Ayuntamiento esta sentencia supuso, además de la devolución de unos 7.000 millones, la reducción de la cantidad que el Ayuntamiento tenía previsto cobrar este año por contribución urbana. En principio, los presupuestos fijaban para este concepto unos ingresos en torno a los 22.000 millones de pesetas, cifra que quedó finalmente reducida a 15.700 millones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 16 de noviembre de 1987.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50