Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE

Nam June Paik,

compositor coreano de vanguardia desde la década de los 60, cuando se propuso "que el sexo y el streap-tease dejaran de ser temas tabú en el campo de la música", ha visto coronado por el éxito su empeño. Ayer, la representación de su obra Young Penis Symphony (Sinfonía de los jóvenes penes), fue muy aplaudida por el público que asistió a una retrospectiva sobre la vanguardia musical de los años 60 en el teatro de la Kunsthalle de la ciudad germanooccidental de Colonia. El anuncio de la obra había levantado polémica entre los progresistas y los conservadores de toda la República Federal de Alemania, ya que la representación consiste en ruidos de voces tras una pared de papel que va rompiéndose por diez penes en erección que la traspasan, uno detrás de otro, durante cinco minutos. En la retrospectiva musical de la ciudad alemana también se interpretaron obras de los compositores John Cage, norteamericano creador de la música concreta, y del germano Karibieinz Stockhausen, impulsor de la música experimental.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 1 de septiembre de 1986