Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

José Luis Álvarez pide una gran coalición contra la política "corrupta" del PSOE

El vicepresidente del Partido Demócrata Popular (PDP), José Luis Álvarez, afirmó ayer, en una conferencia de prensa celebrada en Lérida, que "en 1986 hay que hacer una gran coalición de conservadores, liberales y demócrata-cristianos con un pacto previo". El dirigente democristiano manifestó que tal coalición es necesaria para derrotar a los socialistas en las elecciones previstas para el año citado porque "el PSOE utiliza el poder de forma corrupta y absoluta".

Al preguntarle qué entendía por corrupta, el vicepresidente del PDP precisó: "Corrupción es que toda la Administración pública del país está al servicio de un partido, que no hay transparencia en la gestión del Gobierno y que en algunas autonomías prolifera el nepotismo".

José Luis Álvarez realizó estas declaraciones en Lérida, a donde acudió para presidir la primera asamblea de la organización provincial de su partido, junto al presidente del PDP de Cataluña, Joan Josep Folchi, y el vicesecretario del mismo, José Ramón Pin Arboledas.

Refiriéndose a las relaciones de su partido con Unió Democrática de Catalunya, Álvarez señaló que se trata de "relaciones ideológicas, de amistad y de entendimiento, pero cada cual debe respetar sus respectivos compromisos de coalición".

Ambas organizaciones comparten la ideología democristiana, pero Unió Democrática de Catalunya está coligada con Convergència Democrática de Catalunya y el PDP con Alianza Popular.

Por otra parte, la secretaria nacional de política social del Partido Demócrata Popular, Lina Hortas, manifestó ayer a Europa Press que "es alarmante e inadmisible la actitud antisocial, que ya es una característica, de la política socialista en el período de tiempo que lleva en el Gobierno".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 3 de diciembre de 1984