Mueren en un accidente el hijo de un policía nacional y el conductor de un vehículo 'zeta'

Un niño de dos años y un policía nacional fallecieron, a última hora del pasado limes, como consecuencia de la colisión en la carretera de circunvalación de Pinto, localidad situada al sur de Madrid, entre un coche patrulla tipo zeta de la Policía Nacional y un turismo particular. En el accidente resultaron heridas otras tres personas, una de las cuales, la madre del niño fallecido, permanecía ayer ingresada en la ciudad sanitaria Primero de Octubre y su estado era muy grave.

Poco antes de las 11 de la noche del lunes, se recibió una llamada en la comisaría de Parla de una vecina de la localidad que solicitaba la intervención de un vehículo policial para trasladar a su hijo a un centro sanitario. La comunicante, que se identificó como María del Prado Díaz García, informó que su hijo, Javier Aguado Díaz, de dos años de edad, presentaba síntomas de insuficiencia respiratoria y que no había podido localizar ninguna ambulancia. El padre del pequeño es policía nacional y se encontraba de servicio en el aeropuerto de Barajas.Un coche zeta con su dotación reglamentaria, compuesta de un conductor y un cabo, recogió a la madre y al hijo, que se instalaron en los asientos traseros, y emprendió una rápida carrera en dirección a la clínica de San Rafael, situada en la calle de Concha Espina, en la ciudad de Madrid.

Choque frontal

El vehículo policial circulaba a gran velocidad, usando la sirena y el lanza destellos de color azul.Al llegar a Pinto, distante unos cuatro kilómetros, el zeta tomó la carretera de circunvalación de esa localidad para acceder a la nacional IV, Madrid-Andalucía. Sin embargo, a un kilómetro de distancia de esta última vía, y al tomar una curva, derrapó, penetró en el carril de sentido contrario y chocó frontalmente con el Simca 1.200 matrícula M-0272AX, que circulaba correctamente. Eran las 23.15 horas, había niebla y el asfalto de la carretera estaba mojado.

A causa de la colisión fallecieron de forma casi instantánea Manuel Bermejo Díaz, policía nacional y conductor del zeta, y el pequeño Javier Aguado Díaz.

Resultaron heridos de gravedad María del Prado Díaz, madre del pequeño; Miguel Linares Ruiz, único ocupante del Simca, y el cabo de la Policía Nacional, cuyo nombre no ha sido facilitado. Los dos hombres se encontraban ayer fuera de peligro. Por el contrario, el estado de la madre del niño fallecido, que se encuentra ingresada en el Primero de Octubre, era muy grave.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS