Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
El 28 de octubre, elecciones generales

Fraga insiste en que la mayoría natural se hará, por arriba o por abajo"

El presidente de Alianza Popular, Manuel Fraga, declaró ayer que su partido siempre ha creído "que la mayoría natural se acabará construyendo por arriba o por abajo, y hemos demostrado estar abiertos hacia quienes se han acercado a Alianza Popular con buena, voluntad". AP, precisé Fraga, no tiene intención de modificar sus ya conocidas posturas en favor de la gran derecha, a pesar de la decisión del Comité Ejecutivo de UCD de concurrir en solitario a las elecciones."Es una decisión que ha tomado quien debía tomarla en el ejercicio de sus atribuciones, y ahora sólo queda esperar que respondan ante el electorado de sus actos", dijo el líder aliancista. Fraga no descartó que a raíz de esta toma de posición de la dirección de UCD, los dirigentes proclives a un entendimiento con AP protagonicen nuevas defecciones en el partido centrista.

El líder aliancista, que se encontraba ayer en la localidad coruñesa de Puentedeume, donde había sido invitado para pronunciar el pregón de las fiestas, achacó la confusión reinante en el espacio político de la derecha a la precipitación con que han sido convocadas las elecciones, "una precipitación atribuible únicamente a intereses partidistas, que ha impedido la necesaria clarificación política de los ciudadanos y ha obligado a un lamentable aplazamiento en la visita del Papa a España".

Por su parte, el secretario general de AP, Jorge Verstrynge, dijo en Sevilla que si la decisión final de UCD es la de no pactar con AP, "habrá muchas fugas, sobre todo a nivel de militantes de provincias, pues me consta que será así". Alvaro Lapuerta, vicepresidente del mismo partido, recalcó que "nosotros seguimos con los brazos abiertos a cualquier entrada en Alianza Popular, ya sea individual o colectivamente".

Satisfacción del PCE

Enrique Curiel, portavoz de la ejecutiva del PCE, se mostró satisfecho ante la noticia: "Otra solución hubiera contribuido a impulsar una bipolarización negativa para la vida democrática española.Es de alabar la solidez política. del ejecutivo centrista, que ha tenido que soportar presiones de todas las fuerzas de la derecha reaccionaria, de la banca y probablemente de algún grupo fáctico al que le hubiera interesado romper el cuadro político actual. Además, la resolución limita las expectativas electorales de Fraga Iribarne, lo que no cabe duda de que es conveniente para la buena marcha del proceso democrático y de las instituciones".

Alzaga: "Un gran error"

Oscar Alzaga, líder del Partido Demócrata Popular, manifestó que la decisión de la dirección centrista "es un gran error estratégico y una prueba más de la falta de sensibilidad de UCD hacia el sentido de la opinión pública. Evidentemente, la decisión del comité ejecutivo centrista tiene que haber decepcionado a la mayoría de sus dirigentes con altitud de miras, con sentido de la responsabilidad y con sentido de lo que se juega el pueblo español en esta encrucijada".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 8 de septiembre de 1982

Más información