Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

EE UU, Siria y Arabia Saudí discuten la situación en Líbano

Mientras los ministros de Asuntos Exteriores de Siria y Arabia Saudí discutían ayer en Washington sobre la situación en Líbano con el presidente norteamericano, Ronald Reagan, la aviación israelí volvía a sobrevolar a baja altura Beirut, causando pánico en la población y recordando a los palestinos que la "opción militar" sigue abierta.Las futuras relaciones entre Washington y la OLP, las garantías para los combatientes palestinos que abandonen Beirut y la búsqueda de una tierra de asilo para éstos fueron los temas principales de la conversación entre Reagan y los representantes de dos líneas políticas enfrentadas dentro del mundo árabe.

Pocas horas antes de esta entrevista, los protagonistas del conflicto daban muestras de impaciencia: tropas sirias e israelíes se concentraban en el valle de Bekaa y los cazabombarderos isralíes sobrevolaban Beirut. En París, dos bombas hicieron explosión en establecimientos relacionados con Israel.

Más de un mes después del inicio de la ofensiva israelí, Leónidas Breznev reaccionó por vez primera y dijo estar "indignado" por la acción de Tel Aviv. En una entrevista publicada en el diario Pravda, Breznev califica de "genocidio" la invasión de Líbano y señala que ésta sólo ha podido realizarse gracias a la complicidad norteamericana con Israel.

Página 2

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 21 de julio de 1982