Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Tribuna:

Penalti a Saporta

El ministro de Hacienda, Jaime García Añoveros, le pitó un penalti a Raimundo Saporta. El casi siempre triunfante presidente del Comité Organizador, del Mundial-82 no pudo convencer al ministro para que tomara en cuenta la petición de los futbolistas de ver rebajados sus impuestos en función de la singularidad de su profesión. Los jugadores entienden que sus ingresos se producen en muy corto espacio de tiempo y se debería contemplar fiscalmente esa circunstancia.Quino, como presidente de la AFE; Arconada, como capitán de la selección, y Del Bosque, Alonso y García Remón formaron la comisión que acompañó a Saporta. La conversación fue tensa y el ministro se mostró duro e inflexible ante ciertas insinuaciones relativas a una supuesta huelga.

Saporta no estuvo muy acertado en sus planteamientos. Manejar la sombra de una posible huelga de los jugadores de la selección no puede reforzar la posición de los futbolistas. Los internacionales no caerán en esa tentación, que en nada les beneficiaría. Mezclar la selección con un tema general no podría tener otra consecuencia que la división entre los propios profesionales.

Debajo de esta maniobra estuvo el deseo de involucrar al PSOE, y por ello se recurrió al senador Cabrera Bazán, que, aunque no asistió a la reunión, ha mantenido el criterio que sustenta su partido de no, establecer concesiones discriminatorias. Saporta, por una vez, ha equivocado la táctica. Su gestión no ha gustado a la Administración ni a losjugadores. El tema fiscal de los futbolistas no pone en peligro al Mundial.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 24 de diciembre de 1981