Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Debate sobre la libertad de expresión en Murcia

Las Jornadas sobre Comunicación Social, organizadas por la Consejería de Cultura del Consejo Valenciano y por la Universidad de Murcia fueron inauguradas ayer con un debate sobre la libertad de expresión, en el que participaron Juan Luis Cebrián, director de EL PAIS; José Luis Morales, redactor de Interviú, y Ricardo Cid Cañaveral, columnista de La Calle.Juan Luis Cebrián se refirió principalmente a las dificultades administrativas y económicas de la Prensa. Señaló que la libertad de expresión depende de la libertad que se disfruta en el país y que aquélla no afecta sólo a los periodistas, sino a la sociedad entera. La reconversión democrática de los tribunales de justicia es el problema más grave, manifestó Juan Luis Cebrián, con que tropieza la libertad de expresión en España.

La oposición al carné profesional de periodista, tal como está configurado actualmente, por entender que es una limitación al derecho que los ciudadanos tienen a informar, fue otro de los puntos en que basó su intervención Juan Luis Cebrián. «La Prensa», dijo, «puede organizarse sin leyes específicas ni jurisdicciones especiales». Respecto a la dependencia ideológica de la Prensa, dijo que la mayoría de los periódicos, excepto Egin y algún otro-, están -vinculados a la derecha política. Por eso, añadió, el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y el Partido Comunista de España (PCE) desearían poder instrumentalizar los Medios de Comunicación Social del Estado.

José Luis Morales manifestó que el Estado pretende absorber sus medios de comunicación social y crear empresas a tal fin, y denunció «la campaña gubernamental para que la opinión pública identifique al pueblo vasco con el terrorismo».

Ricardo Cid se refirió al poder de la Prensa para la obtención de votos, y manifestó que actualmente es una moda no leer publicaciones y un valor social no saber lo que sucede.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 2 de diciembre de 1980