Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Toyota no se instalará en España por ahora

«Estamos muy interesados en el mercado español, pero no creo que implantemos una factoría en fecha próxima», declaró Shinji Tomie, director general de Toyota Motor Sales Co. en Europa. A título personal, añadió, no obstante, que la firma japonesa podría interesarse en el futuro en montar una fábrica en España, pero no antes de los proyectos en curso en Estados Unidos y Brasil. Actualmente, Toyota cuenta con dos unidades de montaje en Europa, en Irlanda y Portugal, esta última con una producción mensual de unos 1.200 vehículos, destinados al mercado interior.

Al igual que otras marcas japonesas, Toyota se encuentra actualmente en un ligero declive de sus ventas en los países del Mercado Común. Los automóviles nipones han pasado de precios más bajos que sus competidores europeos a precios casi idénticos, debido a la revalorización del yen y a la mejora de sus modelos para adaptarlos al gusto del consumidor europeo. En medios comunitarlos especializados en el sector de la automoción se opina que los japoneses preparan nuevos modelos ante la dura competencia que se anuncia para la década de los años ochenta, de acuerdo con las nuevas tendencias impuestas por la crisis energética y la «homologación» de modelos entre europeos y norteamericanos en líneas de cilindrada media. No excluyen que Toyota pueda instalar alguna factoría importante en la zona del Mercado Común o en uno de sus futuros Estados miembros.En 1978, los japoneses vendieron 530.043 vehículos en ocho Estados del Mercado Común (excepto Italia), de los cuales, 145.873 eran de la marca Toyota. La República Federal de Alemania fue su mejor mercado, con 32.121 unidades, y Dinamarca, el más flojo, con 5.744 unidades, ambas cifras de la marca Toyota.

Los productos de Toyota abarcan doce modelos de automóviles de turismo, diez modelos de furaorieta, nueve tipos de camtón, tres de autobuses, dos «todo terreno» y un vehículo particularmente concebido para ser monlado y utilizado en países en vías de desarrollo, el Toyota Basic Utility Vehicle. Otros tipos de vehículos industriales, accesoríos, lubricantés, aparatos de refrigeración y componentes para casas prefabricadas completan la garna de productos de esta sociedad japonesa.

La posibilidad de que Toyota se instale en España se ha apuntado estos días, en base a contactos informales establecidos por la empresa japonesa con las autor¡dades españolas. La última secuencia de estos contactos fue la entrevista mantenida el jueves con el ministro de Comercio. La delegación de Toyota en España ha manifestado su interés por conocer las condiciones y reglamentación de la inversión en automóviles dentro de España y ha indicado su interés por estudiar algún proyecto de viabilidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de mayo de 1979

Más información

  • Según el director general de la empresa en la capital belga