Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vuelven los golpes

Poco ha durado la calma. Después de una semana sin incidentes graves, las tempestades de los golpes durante y al final de los partidos volvieron en la jornada del domingo. Los energúmenos no se corrigen. Simplemente dio la casualidad días atrás de que no se les dio la oportunidad de actuar.En Balaídos, sin embargo, Pes Pérez casi perdió el conocimiento por una agresión, y tras esperar tres horas en el campo hubo de ser escoltado hasta ocho kilómetros de Vigo. En Tercera División, los incidentes fueron aún más graves, y los encuentros Iliturgi-Linense y Endesa-Badalona fueron suspendidos por los árbitros. El del primero expulsó a los veintidós jugadores.

La cordura vuelve a brillar por su ausencia. Se trata de ganar al precio que sea, y una equivocación arbitral, humana, sigue sin perdonarse.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 16 de enero de 1979