Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El INI gestiona la venta de acciones de Pegaso y SKF

El Instituto Nacional de Industria está estudiando la venta de diversas participaciones en empresas al sector privado, en algunos casos a sociedades multinacionales, según se comentó ayer a EL PAÍS en medios económicos y laborales.Al menos en tres empresas del INI se están realizando actualmente negociaciones tendentes a ventas de importantes paquetes de acciones. El caso de SEAT ya es conocido. El viernes pasado, altos cargos de la Empresa Nacional de Autocamiones (ENASA, fabricante de Pegaso y de los vehículos ligeros Sava), en donde la participación del Instituto es del 70%, anunciaron al comité de empresa que se estaban realizando negociaciones con algunas firmas multinacionales para, a través de una fusión o compra, intentar atajar la actual crisis por la que atraviesa; la empresa.

Pérdidas crecientes

Según fuentes laborales, los directivos de la compañía no han especificado el objetivo concreto de estas negociaciones, que se estarían llevando a cabo con la francesa Saviem-Berliet (del grupo Renault), con la italiana FIAT, con la alemana Mercedes y con alguna multinacional americana, que podría ser la Chrysler. Con los franceses, las negociaciones se habrían acelerado con motivo de la reciente visita del presidente francés, señor Giscard, a España. Con los italianos, las negociaciones estarían relacionadas con la operación de la SEAT y, al parecer, los italianos exigen que su toma de participación mayoritaria en SEAT esté acompañada por una cierta participación en ENASA. En cuanto a los alemanes de Mercedes, alegan dificultades para su filial Mevosa (en la que también participa el INI), ya que el mercado español de vehículos ligeros no admite tantos competidores.Las negociaciones de los directivos de Enasa habrían sido iniciadas a instancias de autoridades superiores, es decir, del propio INI o de algún departamento ministerial. La empresa tuvo unas pérdidas de 856 millones de pesetas el año pasado y en el presente ejercicio podrían ascender a unos 2.000 millones de pesetas.

Otra de las empresas públicas en la que se realizan negociaciones es SKF Española, en la que la participación del Instituto Nacional de Industria es también mayoritaria. El año pasado, las, pérdidas de esta empresa ascendieron a 245 millones de pesetas, que sumadas a las de los cuatro ejercicios anteriores totalizan unos 1.740 millones de pesetas. En 1976, el INI adquirió un paquete de acciones de la empresa matriz sueca SKE que ahora podría retornar, incrementado, a dicha multinacional.

Medios laborales y, políticos temen una avalancha de ventas de empresas públicas al sector privado aunque se destaca el hecho de que las sociedades cuya enajenación estaría negociándose soportan fuertes pérdidas en su mayoría. En los mismos medios se especula con la posibilidad de que los compromisos a los que tendrá que hacer frente el Instituto Nacional de Industria en los próximos meses (déficits de la siderurgia y de la construcción naval) sean financiados en parte mediante la venta de participaciones empresariales, debido a las reticencias y dificultades que la financiación de los cuantiosos déficits de las empresas siderúrgicas y navales suscitan en algunos estamentos de la Administración.

Remodelación del INI

El presidente del INI, José Miguel de la Rica, ha propuesto al Consejo de Administración del instituto la nueva estructura del holding, con la que, se intentará pasar de una estructura excesivamente jerarquizada y muy presidencialista a otra basada en el trabajo en equipo y la coordinación de funciones.La orientación del presidente a los directivos es eficacia en los resultados, utilización económica de los recursos, austeridad en los gastos y realismo económico.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 21 de julio de 1978