Tribuna:Tribuna
i

Un "no" absurdo a Polonia

La Federación Española de Fútbol y Kubala se descalifican según se acerca el Mundial de Argentina cada día un poco más. Gracias a ellos y al servilismo existente en España desde siempre al fútbol de club, la selección no levanta cabeza. Está haciendo los méritos oportunos para llegar al ridículo cumbre en el Mundial.No es serio, ni tolerable, que se haya concertado un partido de preparación como el disputado contra Noruega en El Molinón. Aparte de que el rival careciese de entidad, resultó completamente absurdo que se cubriera el expediente de los lesionados o los ausentes barcelonistas llamando a jugadores como Felipe para jugar cinco minutos, o a otros que no tienen categoría para ser internacionales, por muy mal que esté el fútbol español.

De todas formas, si triste es desaprovechar las ocasiones en el campo, mucho más en los despachos. La Federación, por consejo de Kubala, rechazó a primeros de enero un encuentro contra Polonia -tercera en el Mundial de Alemania-, que se ofrecía para jugar, nada menos que gratis y en España, a mediados de abril. Una semana del deporte polaco en nuestro país, con fines primarios de acercamiento entre ambos países, era -y va a ser, en otras modalidades- el motivo Según el seleccionador, Polonia no se parece a Suecia, Austria y Brasil, rivales de España, Por lo visto (?) sí juegan igual que ellos Noruega, México y Uruguay.

Otro absurdo total. Se rechaza un enemigo de entidad, cuando todos los países han buscado precisamente eso y la excusa de un calendario sobrecargado no tiene peso iampoco. Al parecer, sí ha habido hueco para los «malos». Quizá es que el miedo a una derrota o hasta oscuras razones, porque ningún intermediario de turno intervendría para llevarse comisión, pudiesen más. El que siembra recoge, y la selección sólo está sembrando incongruencias. Si Polonia «no se parece», ¿en qué se parece el equipo español que vagó por El Molinón el miércoles al que jugará -es un decir- en Argentina?

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0030, 30 de marzo de 1978.

Lo más visto en...

Top 50