Gente

Dopletov y Baltayev,

dos campesinos rusos, encontraron cinco kilos de oro cuando araban la tierra. Guardados en jarras, y escondidas éstas en un hoyo, había un montón de monedas y objetos de oro. Los viejos campesinos de Turkmenia, donde ha sido el hallazgo, recuerdan que antes de la revolución bolchevique vivía en ese mismo lugar cierto orfebre que huyó al extranjero. Los campesinos dieron cuenta en seguida del insólito tesoro, y nos hemos enterado por el diario local, Turkmenskaya Iskra.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0018, 18 de junio de 1977.

Lo más visto en...

Top 50